El Origen del Mal – Parte I

Por: Dr. Norman González Chacón

Genealogía

Las primeras generaciones que aparecen en el Génesis son de la descendencia de Caín debido a que no hubo descendencia directa de Adán hasta pasados los 130 años que duró su enojo y separación de Eva. Dios los reconcilió al interceder razonando con Adán que ella no supo lo que le ocurrió por estar bajo el efecto del embriagante poder de la fruta prohibida.

2 Eva fue técnicamente violada por el ser alado que se encontraba en el árbol y que tenía la facultad de hablar. Las implicaciones legales, sociológicas, biológicas, psicológicas y genealógicas de ese acto repercuten en todos los habitantes del planeta Tierra, ya que la genética que se desarrolla de esa violación, es luego compartida por todos los seres humanos. Todos, quedaron destituidos de participar directamente con el Creador en sus planes para la raza humana. Todos, de una u otra manera, y en una u otra proporción, poseemos una naturaleza que nos hace buenos y malos.

3 Unos poseen la genética dominante de Adán, y sus genes de bondad y de amor predominan en las acciones y pensamientos cotidianos y en sus relaciones con los demás congéneres. Otros, que en su sangre dominan los genes reptilianos de la descendencia Cainita, son enteramente opuestos a todo lo noble y bueno. Sus intenciones son egocéntricas y todo lo maquinan para su beneficio y bienestar; Esa fue una de las razones por las que Yahvé no miró con agrado la ofrenda de Caín (Gen. 4:5) pues en su intención no existía la sinceridad de adorar al Creador ni cumplir con su voluntad. Su intención más bien, un cumplido hipócrita de una ceremonia que su naturaleza rebelde no poseía ni tenía otra intención que el mero formalismo para quedar bien y obtener reconocimiento. Por desgracia, su reacción fue fría, calculada y vengativa; Como no podía ir contra el Creador, se ensañó contra su hermanastro Abel y lo mató sin considerar las consecuencias.

4 Esa conducta violenta temprana reveló sin lugar a dudas, la naturaleza rebelde y asesina de esta raza, que se volvió contra su Creador, aun cuando éste les dio todas las oportunidades de unirse en paz en la tierra y participar de todas las actividades humanas, los alimentó y los sostuvo en el destierro y los invitó a ser parte del plan perfecto para los habitantes del planeta Tierra.

5 En su inexplicable rebeldía, utilizaron todos los beneficios que el Creador puso a su disposición, para perpetuar sus maléficos planes, sus egocéntricas intenciones y sus instintos homicidas. Podemos enumerar las características nefastas de esta raza que ha coexistido y que se ha propagado genéticamente en todas las naciones habitadas del planeta Tierra y en todos los seres.

Culpabilidad Compartida

6 Todos tenemos esa naturaleza dual que nos insta a hacer lo bueno y lo malo. Unos más que otros somos dominados por una u otra tendencia y constantemente luchamos por mantenernos del lado de la justicia y la bondad y a veces el mal nos domina y cometemos actos bochornosos contra nosotros mismos o contra otros, que no hubiéramos querido realizar y de los que luego, nos arrepentimos sin remedio.

7 Esa lucha que existe en todos, se hace particularmente fuerte en quienes poseen, por lo menos un 50% de genes buenos y un 50% de genes malos. En esos, la lucha constante por lo bueno que quiere hacer es controlada por el otro 50% de lo malo que no quiere hacer pero que lo hace, dominado por esa fuerza interior que a veces controla o manipula fuertemente el carácter, las emociones y las acciones.

8 Esos son los que luchan constantemente con su conciencia buena y terminan traicionándola persuadida y acosada por su mala conciencia. “Lo  malo que no quiero hacer, eso hago, y lo bueno que quiero hacer, no lo hago”. (Rom. 7:20)

Las Características Genéticas

9 Las características genéticas de esta raza, las podemos enumerar sin llegar a totalizar la suma de unas con otras, que cuando se añaden, crean nuevas formas de perversión extrema que a veces no podemos imaginar ni describir en su intensa crueldad y en los resultados que podemos observar o experimentar en los seres humanos que a la vista, parecen normales.

10 Generalmente no proyectan la perversidad que hay en su interior. “Tienen apariencia de piedad, pero niegan la eficacia de ella”. Ofrecen amistad y se aprovechan para su beneficio propio de todo lo que pueden succionar con sus intenciones. Son vampiros de la sangre que puedan obtener de la forma y manera que sea.  (2 Timoteo 3:2-4)

11 Cuando les conviene, pueden aparentar compasión, amor y respeto para traicionar esas emociones en cualquier momento que les sea propicio o conveniente. Son excelentes actores del drama humano pero no sienten dolor ajeno ni respetan el derecho de los otros a disentir o a ser diferentes. Toda su vida la viven en una ficción, simulando lo que no son, representándose falsamente como buenos filántropos, hombres de Estado, políticos, maestros, sacerdotes, pastores, sociólogos, psicólogos, médicos, amigos incondicionales, padres aparentemente amorosos y esposas o esposos de interés solamente.

12 No aman a nadie más que a ellos mismos. No soportan la crítica y juzgan a todo el mundo por lo que son y piensan de ellos mismos. Si son infieles en la relación de pareja, acusan a su compañera de ser infiel ella o viceversa, porque hay hombres y mujeres de esta naturaleza. En Romanos 1 Pablo los describe muy detalladamente.

13 La tendencia al mal, la ejecución de actos contra natura y el comportamiento indebido en el círculo de amistades o de familiares, crea una tristeza depresiva en los genes buenos, que es aprovechada por los genes malos para destruir la autoestima y generar pensamientos suicidas y homicidas. Cuando estas tendencias dominan, nunca se sabe cómo puede desarrollarse el drama de la vida de esa persona porque es presa de sus genes dominantes y nunca se puede predecir su destino. Atacan el cerebro de sus víctimas y las destruyen poco a poco.

Antídoto contra la Malignidad

14 Para someter los genes malos y que los buenos dominen se deben poner en práctica varios factores determinantes en conjunto:

1. Una educación intensiva que concientice sobre la existencia de estos genes y su origen. Es imperativo que se cobre conciencia sobre el origen y la intención de estos genes.

2. Una alimentación simple, vegetariana que no contenga carne ni sangre animal, ni proteínas que el organismo pueda transformar en opiáceos adictivos o drogas químicas.

3. Practicar periodos consecutivos de ayuno intermitente y meditación, oración y estudio del problema individual, tanto a nivel físico como emocional.

4. Aislamiento absoluto de la compañía de personas, amigos o familiares que no estén conscientes del proceso que se lleva a cabo.

5. Aislamiento del cine y televisión que propongan violencia o presenten comida común.

15 Podemos hacer muchos experimentos personales sobre la existencia de estos genes en nuestra sangre. Se pueden crear diferentes pruebas para saber cuánto daño han hecho en nuestra mente y en nuestro cuerpo. Se pueden medir los resultados de su existencia en términos de las enfermedades que sufrimos, accidentes, incidentes desagradables que nos ocurren, y de las tendencias malignas o egocéntricas que nos dominan en ciertos momentos de nuestra vida así como la reacción natural nuestra a esas experiencias vividas. Durante el ayuno, podemos experimentar cuales son las preferencias alimentarias de nuestros genes malos que insistirán constantemente en hacernos comer de lo que ellos apetecen y necesitan para no morir.

16 Tenemos que tener en cuenta que el alimento preferido de todos los genes malos que circulan en nuestra sangre de las cuales se forman células y sistemas, son los almidones o azucares y las proteínas provenientes de la carne de animales muertos. También los lácteos, y algunos vegetales como el trigo y los cereales con glúten que nuestro cuerpo convierte en opiáceos para satisfacer las adicciones. Esos son los más peligrosos y adictivos alimentos que sostienen a los genes rebeldes que hay en cada uno de nosotros. Para dominarlos, hay que matarlos de hambre porque  ese es su punto vulnerable.

17 Es conveniente aclarar que los genes malignos no solo afectan la vida emocional de la gente, sino que son causantes de neoplasmas y enfermedades crónicas y malignas.

Composición Genética de la Sangre

18 El factor Rh que se encuentra en la sangre humana de los grupos que lo poseen, es un factor primariamente reptiliano. Fue descubierto por primera vez en los monos del tipo rhesus que también lo poseen debido a que ellos también fueron víctimas de los cruces reptilianos.

19 El factor Rh es una proteína animal característica con genes dominantes que se adhiere a la célula roja. La posee un 85% de la población mundial. Es una estructura dominante que corresponde a la secuencia en que se alinean los aminoácidos y que provocan la formación de anticuerpos (aglutininas) que reaccionan contra los glóbulos rojos que poseen el factor Rh. El principal antígeno Rh es denominado antígeno D y el anticuerpo presente que se forma es denominado anti-D. Cuando el antígeno D está presente el fenotipo es Rh positivo y si D está ausente es Rh negativo. El antígeno D es un eritrocito sensibilizado contra el factor.

20 A medida que las razas se han mezclado y han comido todo tipo de animales, se han ido identificado más de 45 antígenos del sistema Rh que forman unos 48 fenotipos, pero de todos ellos, son apenas cinco los más frecuentes: D, C, E, c, e,. Los anticuerpos a los distintos  antígenos Rh aparecen después que un individuo Rh negativo se expone a los eritrocitos de sangre Rh positivo.

21 La herencia de los antígenos Rh es determinada por un complejo de dos genes, de los cuales, uno modifica la proteína que transporta el antígeno D y otro codifica la proteína transportadora del antígeno C o cualquiera de las otras.

22 Las personas Rh positivas poseen genes clasificados RHD, que codifica la proteína transportadora de antígeno D y RHCE que codifica la especifidad de la proteína transportadora de C y E. Mientras, las Rh negativas tienen únicamente el gen RHCE.

23 El 45% de individuos Rh positivos son homocigotos al factor D y el 55% restante es heterocigoto por haber heredado un factor D positivo y otro negativo de sus padres.

24 Todos estos factores tienen que ser tomados en cuenta para que en el caso de una transfusión de sangre no haya aglutinación o lo que se denomina rechazo.

25 Como señalamos anteriormente, el factor que causa los diferentes tipos de sangre a partir del tipo O negativo, es un factor de naturaleza extraña que no corresponde con la sangre humana original.

27 A partir del tipo O, todos los tipos de sangre que poseen los genes reptilianos de la serpiente, desarrollaron un poder compulsivo y una necesidad de consumir sangre debido a que estos genes se mantienen vivos alimentándose de la sangre de otras criaturas y su energía depende directamente de ese factor. Son las proteínas plasmáticas su principal fuente energética y por consiguiente, aunque poseen la sangre original, la presencia de esos genes requiere de una alineación específica de los aminoácidos para su conversión instantánea en energía.

28 Cuando hablamos del factor Rh explicamos el fenómeno de la secuencia en que se componen los aminoácidos en la proteína de la sangre animal a diferencia de cómo se configura en la sangre humana. La capacidad de asimilar la sangre y la carne es mayor en los organismos del tipo de sangre O negativo porque son las más cerca que están del modelo original que fue alterado. Muchos casos requieren de un complejo y muy detallado proceso digestivo que intenta reestablecer la asimilación de esas proteínas y convertirlas a energía. En el caso de la proteína de origen animal, la secuencia del aminoácido permite la alineación, y el resultado es que sirve de alimento al gen reptiliano que lo asimila a la perfección y con toda rapidez pues no necesita de la modificación digestiva para su absorción porque son totalmente compatibles. O sea, que pueden burlar las trabas del bioma intestinal.

29 Por esa razón, el individuo de tipo O es compulsivamente adicto a la proteína animal, la asimila y la puede convertir a energía para activar y sostener los genes reptilianos. El contenido de la carne que es sangre convertida en tejido sólido alimenta la genética animal que se energiza y se activa sobre la parte humana y la domina.

30 La digestión de las proteínas de origen animal requiere de un proceso muy complicado de conversión en aminoácidos que no existe en el organismo humano y que necesita ser adaptado en condiciones extremas cuando la persona no consume vegetales, como lo es el caso de los esquimales. En estos, el consumo constante y mayoritario de proteínas del reino animal, les acorta la vida proporcionalmente y sufren de enfermedades crónicas relacionadas al consumo de ese tipo de proteínas.

31 Las funciones digestivas que no son compatibles para alimentar la genética humana son utilizadas para alimentar los genes malignos o reptilianos. Estos dominan las intenciones y las tendencias en una proporción que no puede rebasar una mayoría que aún no hemos podido cuantificar en números porcentuales, pero que cuando se rebasa el límite individual, se produce un caos de autodestrucción que se puede manifestar de diferentes formas: Como un suicidio, una enfermedad mental irreversible, o un cáncer incurable.

32 En la epigenética se estudian las cualidades físicas observables en un organismo, incluyendo su morfología, su fisiología, y su conducta social en todos los niveles de apreciación. A esa apreciación se le denomina el “fenotipo”.

33 Por otro lado, según el estadio de los factores hereditarios internos del organismo, se se clasifican los genes y por extensión lógica, su genoma. A ese contenido genético de un organismo se le denomina “genotipo”.

34 Tanto el fenotipo como el genotipo se identifican a un solo nivel: el de DNA. En determinadas circunstancias, ambos, fenotipos y genotipos pueden exponerse como un todo al observar el funcionamiento epigenético en conjunto. Por lo que el genotipo también es fenotipo cuando el primero domina sobre el segundo. En esta ecuación, los elementos dominantes de los centrómeros influyen directamente en la regulación del ciclo celular y en la duración de los telómeros que fijan el espán de vida del individuo.

35 Podemos decir que el fenotipo y el genotipo son entidades que para ciertos fines pueden fusionarse, mientras para otros, tienen existencia propia.

36 La relación entre el fenotipo y el genotipo es de índole compleja, en la que entran en juego las relaciones entre alelos dominantes dentro de un gen. En estas relaciones, la secuencia de los aminoácidos viene determinada por la secuencia de los ambientes por los que transcurre cada genotipo durante su desarrollo y por el impacto que recibe de otros elementos influenciantes. Por ejemplo:

1. raza

2. ambiente donde se desarrolla

3. alimentación

4. vivencias o tendencias personales

5. educación

6. inclinaciónes de carácter

7. factores hereditarios

37 La descripción del genotipo de un individuo tiene una dimensión trascendental de todos los factores que afectan su vida.

38 El caso más obvio es el del nivel de descripción más bajo posible: el nivel del ADN. La secuencia de un gen determina completamente el genotipo de ese gen y puesto que puede leerse el genotipo, es posible inferir el fenotipo del genotipo obviando el desarrollo.

39 En el siguiente nivel, la proteína especificada por los genes, presenta una relación exhaustiva (de uno o muchos) debido a la degeneración del código. Además, se produce una modificación de las estructuras secundarias y terciarias bajo la influencia de genes distintos a los que especifican las proteínas originales. Por lo tanto, la división, la migración, y la diferenciación celular que sigue a la síntesis proteíca durante el proceso ontogénico, introducen un número creciente de interacciones, añadiendo una mayor contingencia de elementos a las relaciones entre el fenotipo y el genotipo. 

40 Esta interacción de elementos enumerados, modifica la estructura proteínica que a su vez, altera la estructura molecular del ADN y puede afectar la genética original de un individuo o de una raza en particular. En la regulación del ciclo celular se forman genes inductores y genes supresores de tumores. El gen P27 actúa sobre las quinasas que controlan 61 y 5 formando complejos inhibidores o estimuladores dependiendo de su naturaleza y origen. Unas promueven la apoptosis que es la muerte celular programada y el otro alimenta la formación de células tumorales. El ciclo lo determina el componente predominante durante el proceso de mitosis.

La  Dominancia Genética

41 Los genes dominantes y los genes recesivos determinan el genotipo y por lo tanto, influyen sobre los rasgos físicos y de conducta. De ambos padres se reciben los genes y la interacción de los alelos de un gen heterocigoto que puede ser dominante o recesivo dependiendo de su naturaleza.

42 Los genes recesivos no pueden manifestarse físicamente cuando el compañero es un gen dominante. Eso ocurre en las características físicas y de carácter del individuo y se manifiestan en el color del cabello, de los ojos, de la piel y en los rasgos físicos generales. Un gen dominante puede ser heredado de uno de los padres mientras que un gen recesivo para que se transmita, tiene que ser recesivo de ambos padres para que se pueda ver manifestado.

43 Durante el proceso ontogénico se introducen un número creciente de interacciones que van añadiendo una mayor contingencia a las relaciones que se establecen entre el fenotipo y el genotipo viéndose con el tiempo el parecido físico o característico de cada uno de los padres.

44 Son estos procesos de interacción los que preservan los genes dominantes y los fijan en la memoria del ADN celular para ser conservados por generaciones sin grandes cambios genéticos.

45 Al regresar al estudio de la epigenética que le da marco al estudio de la sangre y sus diferentes grupos, podemos entender como los cruces de razas influyeron grandemente en la genética de los habitantes del planeta y en sus diferentes características físicas y de carácter.

46 No cabe la menor duda que los factores Rh son el resultado de proteínas extrañas que de alguna manera entraron y se adhirieron a la célula roja de la sangre, creando una variedad especifica por adaptación, por penetración o por ambas cosas. Para que ocurra un fenómeno de esa naturaleza, debe haber algún tipo de compatibilidad en otros aspectos que no hemos tomado en cuenta, pero que pueden resultar de interés para un estudio más profundo de la epigenética funcional de la raza, en la dirección en que hemos dirigido el estudio de la sangre.

47 Según la genética, “el nivel inmediatamente superior del RNA mensajero presenta componentes de niveles de la proteína especificada por los genes, y establece una relación exhaustiva (de uno a muchos) debido a la degeneración del código. Hay además, una modificación de las estructuras secundarias y terciarias bajo la influencia de genes distintos al que especifica la proteína.

48 La división, la migración y la diferenciación celular que sigue a la síntesis proteica durante el proceso ontogénico introducen un número creciente de interacciones, añadiendo una mayor contingencia a las relaciones entre el fenotipo y el genotipo. Así se fueron definiendo las  características físicas de cada raza.

49 Por lo tanto, se puede esperar que un gen extraño que no produzca anticuerpos específicos, sea aceptado por el RNA y fijado al DNA en condiciones específicas como lo es la función embrionaria que aporta el material genético de la nueva generación de ambos padres.

50 A través del proceso embrionario, las características de una generación pueden pasar a otra o detenerse en una sucesión de genes recesivos que no se repitan exitosamente.

Los Reptilianos

51 La poderosa raza de los reptilianos que llegaron del planeta Nivirus (Venus) y que por su rebelión fueron desalojados de su habitat natural, no solo dejaron ese mundo en total destrucción y caos, que no le sirve a ninguna otra criatura de vivienda, sino que lo que fue el gran “lucero de la mañana”, perdió una gran parte de su brillo original al ser destruido en su superficie brillante por los rebeldes. Su comandante en jefe, Luzbel que también ostenta el nombre de Lucero, fue el líder de la rebelión (Néfilim) o (Nephilim).

52 En la gran batalla que libraron contra la deidad suprema, envolvieron a muchos de los otros mundos habitados. Su inteligencia y astucia los llevó a una ambición extrema de conquistar el resto de la población que habitaba nuestro sistema solar. Los habitantes de esos mundos, abandonaron sus moradas y emigraron a planetas más distantes donde se sintieron seguros de la ambición de conquista de Luzbel y sus huestes.

53 Los antiguos que pudieron observar la fisonomía de este personaje lo describen en sus grabados como un humanoide con alas como de ángel. A pesar de que la configuración de su rostro es un poco diferente y sus rasgos reptilianos se parecen más a la serpiente que a ningún otro ser. Su descendencia directa, Caín, el hijo híbrido que tuvo con Eva bajo los efectos embriagantes de la uva intoxicante del árbol de la ciencia, se constituyó en el patriarca original que propagó la simiente hibrida de los “hijos de los hombres” al unirse con las bellas mujeres (Angeles caídos) que acompañaron a Luzbel provenientes de los diferentes mundos que se rebelaron.

54 Esta fue la primera raza que pobló la tierra. A consecuencia de la muerte de Abel, el único hijo de Adán, que fue asesinado por Caín, y por la gran duda que le sobrevino a Adán por la paternidad extraña de Caín que no se pareció en nada a sus padres, se produjo una separación entre Adán y Eva que duró 130 años. Durante ese período, los reptilianos hijos de Caín se reprodujeron abundantemente y ocuparon el valle de Mesopotamia siendo los primeros dueños y colonizadores de esa parte de la geografía existente que era de gran belleza y productividad. Los ríos que descendían del Edén eran ricos en oro y sus riberas en metales como el hierro y el cobre. Los hijos de la descendencia de Caín construyeron armas, implementos para labrar la tierra, instrumentos musicales y artefactos mecánicos para diferentes usos y necesidades.

55 Estos seres conocían la tecnología por naturaleza, tenían la inteligencia y el conocimiento para todo tipo de desarrollo primitivo y la habilidad para tallar y fundir tanto el hierro como el bronce. En sus mundos de origen, habían desarrollado tecnologías avanzadas y tenían el conocimiento y las destrezas básicas para crear todo tipo de invenciones.

56 Muchos de los reptilianos fueron inducidos por Luzbel a comer del árbol de la ciencia para desarrollar las capacidades de procrear como les habían sido conferidas a los hijos creados de Dios. El árbol de la ciencia tenía dos fases muy interesantes para todos los habitantes del planeta: Una era del bien, porque le permitía a todas las criaturas del universo desarrollar la nueva capacidad de procrear y adaptarse a las nuevas condiciones de vida del planeta Tierra. Por lo tanto, saliendo del caos en que estuvo por millones de años, sirvió como morada de extrema belleza y perfección a la raza humana recién creada. El plan del creador, era atraer a los rebeldes, hacerlos partícipes de las nuevas ventajas de la creación de la tierra, readaptarlos bajo el nuevo código de vida y que se incorporaran a las nuevas generaciones. Al fin y al cabo, eran todos creación del mismo autor y poseían la compatibilidad parcial del ADN.

57 Aunque las características físicas de los habitantes de cada mundo que arribaron a la tierra con la rebelión de Luzbel eran diferentes. Su ADN era compatible y el árbol de la ciencia compensaba la diferencia pues al comer de la parte correspondiente, los hacía aptos para reproducirse. Mas adelante estudiaremos cómo Dios quería unir a los seres creados de la tierra y de todos los mundos habitados y a la divinidad, en una sola y gran familia

58 Muchos escritores y exégetas creen que por la forma en que se expresa el texto bíblico y los escritos arqueológicos que hablan del tema, La Serpiente estaba en el árbol, comiendo  de la fruta y preparándose para el siguiente paso que era conquistar a Eva antes que Adán  la tomara por esposa.

59 El poder alucinante de la fruta, su embriagante efecto sobre el cerebro de Eva que no estaba preparada para entrar en esa actividad, la adormeció a tal grado, que aceptó, fuera de su voluntad en razón, la propuesta de la serpiente.

60 De inmediato, quedó embarazada y al despertar del letargo del fruto embriagante, buscó reparar el error cometido pero notó que muchas cosas habían cambiado. Todo en su entorno se mostró diferente. Su cuerpo también se sentía distinto y su cerebro no podía entender lo que había ocurrido. En cierto modo, no era culpable de la violación  física que había sufrido, pero era totalmente culpable de la desobediencia, y la violación era consecuente a la misma.

61 Ella, antes de acceder, debatió razonablemente con la serpiente alada que tenía cuerpo de hombre, pero la astucia de su atacante y las palabras adornadas de promesas de su interlocutor, la persuadieron a probar. Ahora se tenía que atener a las consecuencias.

62 Su cuerpo se transformó de tal manera que de inmediato fue en busca de Adán para compartir el fruto de la desobediencia. Sedujo a su esposo, de la misma manera que la serpiente la había seducido a ella. Quedó embarazada de Adán y dos niños de padres diferentes se desarrollaron en su vientre. A este tipo de embarazo multipaternal se le denomina “heteropaternal” y ocurre a menudo cuando una mujer tiene relaciones con dos hombres durante su periodo de fertilidad.

63 Cuando nace Caín, Adán nota que el niño no se parece a sus padres y al expresarse al respecto, la única explicación que se puede hacer es que por la voluntad de Jehová ha nacido ese niño y bajo esa premisa es aceptado. Al nacer Abel, los padres ven la diferencia física entre uno y el otro.    

Aspectos Psicosomáticos

64 Estos individuos entrenan sus genes para aparentar piedad, amor, compasión y respeto. Se imponen una disciplina de vida que aparenta ser piadosa y bondadosa, altruista y benefactora y bajo esa apariencia se posicionan en la sociedad en organizaciones caritativas o de beneficencia pública, en instituciones religiosas  de prestigio o en asociaciones cívicas y sociales que los distinguen entre sus pares y les permite mantener un estatus privilegiado en la ciudad o en el país donde viven.

65 Algunos alcanzan posiciones políticas importantes y se convierten en figuras de gran respeto e influencia pública desde la cual van dirigiendo sus verdaderos intereses personales a su conveniencia económica o posicional.

66 No importa lo que digan o hagan o como actúen y se expresen, los genes malignos están ahí en su sangre y dominan las intenciones de todo lo que realizan y lo canalizan hacia su beneficio personal.

67 Ese es el perfil característico de los poseedores de los genes malignos cuando se hayan en mayoría en su sangre y no tienen la manera de controlarlos.

68 Como señalamos anteriormente, estos genes se alimentan de la sangre de animales por lo que el poseedor o huésped necesita consumir carne a menudo para mantenerlos calmados y vivos.

69 El tema de la sangre es parte muy importante y trascendental del plan de salvación y parece ser la clave de todo el proceso depurador que el aspirante a la salvación necesita comprender para llevar a cabo la transformación del carácter.

70 Cuando Dios le reclama a Caín por su hermano y este contesta: ¿Soy yo acaso guarda de mi hermano? Dios le riposta: “La sangre de tu hermano clama a mí desde la tierra”. Con esto le dice que todo derramamiento de sangre tiene consecuencia y que se produce una demanda de justicia por cada sangre derramada en la tierra. “Demandaré la sangre de vuestras vidas; de mano de todo animal la demandaré”. (Gen. 9:5)

Isaías 66:3: El que mata un buey es como el que mata a un hombre…

71 Todo el ritual que fue instituido en el proceso de pecar y perdonar, tiene como base el derramamiento de sangre. Cuando Eva pecó y comió del fruto prohibido, recibió la sentencia divina y comenzó un proceso de muerte como consecuencia de su desobediencia. La sentencia de muerte ya estaba dada pero Satanás la retó diciéndole: “No morirás”. Esa ha sido la verdad más engañosa que se ha dicho en la historia del mundo y millones la siguen creyendo como cierta.

72 En la parábola de la levadura: “una mujer introduce la levadura en tres medidas de harina”. Quiere decir que una iglesia o entidad con intenciones religiosas introduce una mentira en una gran verdad hasta que todo el evangelio quedó infatuado, leudado o fermentado.

73 Esa primera mala semilla la introduce el enemigo en el campo muy temprano en la historia. La doctrina de la inmortalidad del alma es el primer error que el enemigo siembra en la mujer: “No morirás”, y como consecuencia se establece un proceso de muerte que demanda sangre. De esa experiencia la mujer, que a su vez, representa a la iglesia y a todos los habitantes de la tierra, sufre unos cambios físicos en su sistema reproductivo que produce dos diferentes castigos depuradores: “Con dolor parirás a tus hijos” Tanto la mujer como su representación, la iglesia, sufrirán por siempre las consecuencias de la desobediencia. Tanto el nacimiento de una criatura como la conversión de un pecador son procesos de parto muy dolorosos. Como parte del cambio fisiológico que se opera en el cuerpo de la mujer, que sufre los dolores de parto, cada mes, cada ciclo lunar, la mujer sufre un derramamiento de sangre conmemorativo y consecuente a su gran pecado. “Porque sin derramamiento de sangre, no hay remisión de pecado”. (Rom 3:23) lo que confirma que la mujer, en etapa reproductiva, tiene que experimentar cada mes, las consecuencias de su acto inicial de desobediencia. Por esa razón, en la simbología profética de la biblia, la mujer, la iglesia y la luna se representan mutuamente. El ciclo de la luna, de la iglesia y de la mujer son un mismo ciclo recurrente; (“De mes en mes y de reposo en reposo vendrá toda carne a adorar delante de mí, dice Jehová”) (Isaías 58: 13-14)

La Depuración Mensual

74 La razón por la cual la mujer no puede ejercer el sacerdocio es debido a que su proceso de depuración mensual contamina el santuario y profana la santidad del ritual. Desde siempre, se les prohibía a las mujeres entrar al templo durante su etapa de purificación mensual debido a ese proceso que se lleva a cabo en su ciclo. Fue parte de la maldición que la serpiente, el arbol, la tierra donde fructificó, y el vientre de la mujer recibieran el impacto de la desobediencia.

75 La supuesta equidad de género que se propaga en el mundo tratando de igualar la mujer al hombre en todos los aspectos de la vida, es uno de los elementos de error que se introduce en la masa y la fermenta. Los cristianos que no entienden esto, se asocian con el mundo en sus errores. La lucha de la mujer por igualar al hombre y superar las diferencias fisiológicas con la supuesta “equidad de genero” nunca se podrá lograr como ellas lo pretenden pues hay una diferencia mayor que no podrá ser igualada.

76 Tanto la mujer como la iglesia no pueden depurarse sin derramamiento de sangre, porque “sin derramamiento de sangre no hay remisión de pecados”.

La Depuración de la Mujer y la Iglesia

77 Este es otro de los temas en que la iglesia cristiana falla en entender y por consiguiente no puede enseñar con propiedad. Para ganar el favor de las mujeres, el enemigo ha dirigido su campaña moderna a la igualdad de la mujer con el hombre. Esta táctica no es tan nueva, Satanás la ha usado siempre y en todas las épocas de la historia las mujeres han ido acercándose al hombre en todo comportamiento de la escala social, lo que la hace muy semejante al varón en todo.

78 El texto de Levitico 12 establece leyes para el pueblo de Israel en todas las etapas de su historia. Se trata de leyes de órden civil, leyes de salubridad, de moral y de religión. En el pentateuco se pueden identificar unas 613 leyes de estas, de las cuales, unas 244 son leyes orgánicas de la tierra y de salubridad.

79 Todas esas leyes tenían gran significado para ellos y lo siguen teniendo para el Israel moderno porque no fueron abolidas en la cruz cuando cesaron las leyes de sangre por la matanza de animales.

80 Algunas de estas leyes tenían connotaciones religiosas y de salubridad social, otras de significado civil y moral. Pero al analizarlas en su fondo, todas parten de principios fundamentales de vida que muy bien pueden ser clasificadas como leyes naturales para la convivencia pacífica, saludable y moral.

81 Entre estas leyes, encontramos una que ha sido de gran controversia entre los teólogos porque no les ha sido fácil ponerse de acuerdo para dale una explicación adecuada en contexto. Se trata de las leyes de purificación de la mujer que se encuentran en Levitico 12 y de su posible aplicación moderna que sí las tienen. Pues tomando como punto de partida que la mujer tiene su derrama de sangre mensual desde el Edén, no vemos cómo esas leyes de purificación hayan caducado en la cruz. Estamos conscientes que todas las leyes no fueron eliminadas pues por testimonio propio de Jesús sabemos que “No he venido a abrogar sino a cumplir” “hasta que pasen el cielo y la tierra, ni una jota ni una tilde perecerá de la ley,” (Mateo 5: 17-20)

82 Tal vez por esa misma razón el Apostol Pablo hace alusión a la ley de  purificación de la mujer en la teología cristiana y no he visto ni una sola explicación apropiada. Al contrario, se ataca al Apostol por machista sin darle la importancia al texto que aún esta vigente porque todavía las mujeres paren hijos y tienen la regla mensual.

83 Primeramente, tenemos que analizar el castigo de los tres implicados en la desobediencia con penalidades diferentes: Aparenta ser que fueron violaciones diferentes desde la perspectiva de cada caso y por eso el castigo es distinto. Dios escuchó la excusa de cada cual y procedió con la sentencia:

84 Primeramente sobre la serpiente, luego sobre la mujer y finalmente sobre el hombre.  Aunque Adán y Eva recurrieron a las excusas, dijeron la verdad y no mintieron respecto a los hechos. Pero la serpiente no se excusó ni resistió la sentencia. Su orguyo personal no le permitió humillarse ni rectificar. Estaba resuelto a llevar sus planes hasta las últimas consecuencias.

85 La maldición fue tan fuerte, que tanto el árbol que le sirvió de medio, como la tierra donde se erguía sufrieron el impacto poderoso de la ira de Dios. El árbol de uvas se convirtió en una planta rastrera que no se reproduce por semilla. Hasta hoy, tanto la serpiente como la planta de uvas son vidas rastreras que necesitan de apoyo para erguirse. La descripción  de la serpiente era la de un hombre alado, de gran belleza y perfección y dominante personalidad; Semejante a los ángeles celestiales. A raiz de la maldición, su apariencia física se vio afectada y su rostro tomó aspectos y rasgos reptilianos, y perdió las extremidades y las alas. Todo cambió para todos y para todo el mundo.

86 La sentencia al hombre fue radical: “Por cuanto obediciste la voz de tu mujer y comiste del árbol que te mandé diciendo: No comerás de él; maldita será la tierra por tu causa; con dolor comerás de ella todos los dias de tu vida. Espinos y cardos te producirá y comerás plantas del campo.” Muchos no entienden lo que significó para ellos abandonar su morada perfecta, perder la pensión alimentaria para cual no tenían que trabajar, y en cambio, largarse al campo a trabajar y a luchar con la tierra entre espinos y cardos para arrancarles su fruto. Todo eso por comer, de lo que Dios dijo que no comieran.

87 El hombre y la mujer siguen desobedeciendo y aún comen de lo que Dios prohibió para comer. Cuando transportamos la experiencia de Adán y Eva a nuestros tiempos, estamos en la misma rebelión de la comida cuando vemos la gran miseria del hombre que trabaja para llevar el sustento a su familia y junto con el mismo entran el dolor, la enfermedad y la muerte, no podemos pensar menos que la historia que se sigue repitiendo en cada familia del mundo es la secuela de lo que comenzo en el Edén cuando ambos comieron de lo que nunca debieron haber comido. Toda la historia del hombre se circunscribe  a algo tan sencillo como comer o no comer de lo que no se debe comer.

88 Todo el problema que cambió el curso de la historia se circunscribió a comer unas uvas de un arbol particular que Dios había prohibido. ¿Y todo lo que la gente ha seguido comiendo que Dios también prohibió tiene consecuencias?

89 En la sentencia al hombre Dios le djo especificamente: “Comerás plantas del campo” Pero el hombre, no habiendo escarmentado con el castigo divino se ha negado a comer de las plantas del campo y por siglos ha seguido derramando la sangra inocente de los animales para alimentarse de su carne. Toda violación al mandato divino trae consecuencias funestas y de toda sangre derramada pedirá cuentas al hombre.

Sentencia Sobre la Mujer

90 La sentencia de la mujer fue mas fuerte y dolorosa: “Multiplicaré en gran manera tus dolores y tus preñeces; con dolor parirás los hijos, y a tu marido será tu deseo, y él se enseñoreará de ti”.-“Multiplicaré en gran manera tus dolores y tus preñeces” Esa sentencia ha sido efectiva en todas las mujeres del mundo. Cuando visitamos las oficinas de los médicos en todas partes veremos una gran mayoría de mujeres en las salas de espera; todas con diferentes achaques y dolores consecuencia directa de la maldición en el principio. ¡Pero no lo reconocen! Nadie se atreve a decirles la verdadera causa de sus problemas. Ni el médico, ni el sacerdote, ni el pastor.

91 La otra parte de la sentencia; “con dolor parirás tus hijos” Quiero señalar que de esta sentencia niguna mujer se libra. Aún las que paren por cesarea y son anestesiadas, no se libran de la sentencia pues la experiencia nos indica que han de sufrir los dolores más intensos mas tarde en la vida con sus hijos, y creáme, si hubieran podido escoger, no hubieran titubeado en parir de forma natural y sufrir ese momento y no mas tarde en la vida del niño. Nadie se libra del alcance de la ley divina. Tarde o temprano se cumplirá.

92 “Multiplicaré en gran manera tus dolores y tus preñeces” Una de las consecuencias del pecado original que  pesa sobre la mujer es su proceso mensual de purificación. Según la ley “Casi todo se purifica con sangre y sin derramamiento de sangre no hay remisión de pecados” Nunca las mujeres dejarán de menstruar mientras tengan edad para procrear. Este fue el medio que Dios en Sabiduría escojió para realizar el proceso de purificación de la mujer y evitar la acumulación de toxinas y genes reptilianos en su sangre. Cada mes se debe recordar la desobediencia original y entender que Dios ha sido misericordioso en proveer un medio de purificar el santuario femenino al igual como lo debe hacer la iglesia. A los hombres no les aplica esa sentencia porque su castigo es diferente.

Hay Excepciones

93 Claro que hay excepciones, las mujeres histerectomizadas o porque por otras razones no tienen su período menstrual, no pueden evadir la culpa ni el alcance de la ley. Estas sufren  serios problemas de su sistema nervioso, depresiones severas, ansiedad, estados emocionales extremos, ataques de pánico y dolores musculares crónicos.

La Regla Levítica

94 En la ley levítica, la mujer cuando tiene un hijo varón se considera inmunda por siete dias y treintra y tres días mas en la sangre de su purgación lo que suma unos cuarenta dias en total. Durante ese proceso no podía asistir al santuario ni tocar ninguna cosa sagrada hasta que se complete el tiempo. De la misma manera, si el hijo fuere mujer, la parturienta será inmunda por dos semanas y por sesenta y seis días estará depurándose de su sangre. Esta diferencia al doble del tiempo es es un factor sumamente importante en el proceso de purificación por sangre debido a que el cuerpo de la mujer requiere de un mecanismo mas complicado y largo para realizarse.

95 Esta ley nos demuestra que existe una diferencia fisiológica y conceptual muy grande entre varón y hembra que  no es solo en los órganos reproductivos. Tan fuerte y terrible fue la ofensa contra Dios que este se vio en la necesidad de aplicar un castigo de por vida por toda la vida todo el tiempo a todas las criaturas. Es que el hombre y la mujer le echaron a perder su obra maestra de creación. Lo hicieron quedar mal ante todo el universo. Todo cambió de momento y Dios no lo podía evitar. El daño era irreparable y los hombres sufrirán las consecuencias de su grave error, para siempre.

96 Tenemos que concluir que lo que nos parece ser la maldición de Dios no fue realmente maldición ni tan siquiera castigo por su desobediencia; lo que la desgracia que le acaeció fue la consecuencia directa y proporcional al daño que se causaron y que le infligieron al plan de Dios.

97 Este es uno de los temas que la iglesia cristiana ha soslayado, que no ha querido entender y por lo que está enferma, debilitada en cama, postrada ante la impotencia de no haber cumplido. (Apoc. 2:22-23) En el mensaje final a las iglesias de Apocalipsis se les reclama porque le han dado a su hijos comida sacrificada a los ídolos. Casi todo lo que la iglesia come hoy ha sido sacrificado al ídolo mas grande que queda activo: la gula comercial.

98 El tema de la sangre apenas ha sido comprendido por los discípulos del Maestro en todas las etapas históricas del evangelio. No se ha enseñado la verdadera razón por la cual la sangre derramada es el factor de purificación que le permite al pecador alcanzar la misericordia salvadora. “Porque es necesario que esto corruptible se vista de incorrupción, y esto mortal sea vestido de inmortalidad” (1 de Corintios 15:53). Para que esa transformación se opere, tiene que haber un proceso de sangre que prepare el cuerpo para recibir la glorificación que lo transforma de un cuerpo corruptible que enferma y muere en un cuerpo perfecto inmortal. “Porque él transformará el cuerpo de la humillación nuestra, para que sea semejante al cuerpo de la gloria suya, por el poder por el cual puede sujetar a sí mismo todas las cosas” (Filipenses 3:21)

99 En este proceso, la iglesia o santuario de Dios en la tierra, necesita realizar la purificación semanal y mensual y eso es un proceso de sangre que no se está produciendo al nivel que se requiere.

100 Si no tuviéramos el ejemplo del Maestro, nadie podría entender que esto pueda ocurrir y que está al alcance de todo el que lleve a cabo la purificación del santuario personal mediante la intervención de la sangre derramada en la tierra. La purificación del santuario personal es un proceso de sangre también. En el ejemplo del santuario o templo del desierto se escogían animales que tuvieran una salud perfecta y sin defectos físicos. Se mataban en el atrio, se lavaban sus partes internas y se llevaba la sangre al lugar santísimo de purificación ante la presencia (shekinah) divina.

101 Cada paso del sumo sacerdote que llevaba a cabo este ritual tenía un simbolismo que prefiguraba lo que “habría de venir” y por consiguiente; los nuevos cambios que se introducirían con el nuevo pacto. En Levítico 1:9 (VRV) leemos: “Y lavará con agua sus intestinos y sus piernas: y el sacerdote hará arder todo sobre el altar en holocaustos, como ofrenda encendida de olor suave a Jehová.”

102 El lavamiento de los pies fue un ritual instituido por Cristo al lavar los pies de los discípulos y advertirles que lo seguirían haciendo en conmemoración de ese evento preparatorio hasta su retorno. Pero, ¿Qué ha pasado con el lavamiento de los intestinos que era parte del ritual original?

103 Aquí entramos en una fase desconocida para los cristianos de hoy porque no se vio la importancia y el significado de este acto de limpieza orgánica tan trascendental ni se entendió la frase de Jesús cuando dijo: “porque vosotros estáis limpios” cuando procedió a lavar sus pies, indicando con esa salvedad que sus intestinos y su cuerpo estaban limpios y no se requería solo lavar los pies que habían estado expuestos al polvo del camino.

104 La limpieza de los intestinos era necesaria para evitar que los gases y las heces fecales contaminaran el santuario y afectaran los procedimientos de limpieza y purificación.

105 esús da por sentado que sus intestinos estaban limpios y que solo faltaba lavar los pies debido a que los discípulos, como judíos al fin, cuidaban su alimentación y no consumían carnes inmundas ni alimentos sacrificados a los ídolos. Además, lo precipitado de su ministerio y el mucho caminar con el Maestro, no les había permitido comer regularmente y ayunaban. Personalmente Jesús había practicado el lavatorio de los intestinos con sus amigos los Escenios con quienes compartió mucho tiempo, los Esenios practicaban la limpieza intestinal como parte de su ritual de limpieza siguiendo las reglas del santuario. Además tanto Jesús como ellos, ayunaban a menudo.

El Endemoniado

106 En el caso del muchacho endemoniado de Marcos 9: 14 – 29, los discípulos hicieron todo lo posible por sanarlo y no pudieron, por lo que el padre del joven vino directamente donde Jesús y le reclamó por ayuda para su hijo. Jesús lo sanó de inmediato y más tarde los discípulos le preguntaron la razón por la cual ellos no habían podido sanarlo, y él les contestó: “Este género con nada puede salir, sino con oración y ayuno”.

107 La preparación física y espiritual del Maestro incluía estas dos importantes fases: La oración y comunión directa con el Padre y el ayuno que depura la sangre y destruye los genes malignos que se puedan haber posicionado en ella. Jesús fue cuidadoso y aunque el embrión que le dio vida en el vientre de María estaba protegido celestialmente, la sangre que lo alimentó durante los nueve meses del embarazo contenía genes malignos de la descendencia de Caín.

108 Para librarse de ellos, Jesús acostumbraba ayunar y a raíz de su enfrentamiento con Satanás ayunó por cuarenta días para asegurarse que en su sangre no hubiera la más mínima colaboración con el enemigo ni el menor riesgo de confusión.

Genes Malignos

109 “Ese género no sale si no es con oración y ayuno” Esos genes malignos se apoderan a tal grado de su huésped, que pueden cambiar totalmente el rumbo de una vida. Hemos discutido ese tema de los genes malignos desde distintas perspectivas y asociado a otros temas que de alguna manera se relacionan o tienen algún tipo de conexión. Siempre que lo menciono, surgen nuevas ilustraciones de lo que significa esa lucha que tiene que enfrentar cada criatura que decide luchar contra sus propios genes malignos para vencerlos y erradicarlos de su sangre. No es fácil, pues ellos luchan con fuerza, con denuedo y con la ventaja del hambre que tiene que pasar quien decide hacerles la guerra.

110 Por esa razón, vencer el apetito por la carne es la lucha más grande que el ser humano tiene que enfrentar en la vida. Quien lo logre, tiene la salvación asegurada y un lugar de privilegio en el discipulado. Si esa lucha se acompaña con el estudio de los secretos del evangelio y de todo lo que tiene que ver con la gracia salvadora y el Reino, la victoria sobre el enemigo común es segura.

La Sangre

111 La sangre es un elemento transicional terrestre que Dios incorpora a los habitantes de la tierra para hacerlos compatibles con la creación y la naturaleza del planeta. La sangre, ese líquido rojo que corre por nuestras venas y que carga alimento y oxígeno a cada célula no es tan necesario para la vida como se nos ha hecho creer y como aparenta ser. Cuando Cristo murió derramó hasta la última gota de sangre en el calvario y al tercer día recobró la vida transformada, inmortal y glorificada al extremo que podía traspasar las paredes de piedra del aposento donde se reunió con los discípulos de nuevo. Esa virtud de transportarse y cruzar los elementos no la poseen los seres con sangre por lo que presumimos que la aseveración del Apóstol Pablo de que “Ni carne ni sangre heredarán el reino” es una conclusión literal que define el nuevo cuerpo glorificado, podemos decir que con la venida de Cristo en gloria, seremos transformados y entraremos en la dimensión de la santidad que deja este cuerpo de sangre y por consiguiente todos los rituales y símbolos que tienen que ver con sangre como parte de la vieja tierra que ha de ser hecha nueva, también.

112 La sangre que se derramó en el Edén y la sangre que se derramó en la tierra desde ese momento, componen una era de muerte que ha prevalecido en la tierra desde el principio, y cuya sangre clama por justicia que le será adjudicada masivamente a Satanás.

113 Dios reclamará a los hombres y mujeres la sangre de todos los seres humanos y de los animales que han muerto desde el principio: “El que sacrifica buey, como si matase un hombre; el que sacrifica oveja, como si degollase un perro, el que ofrece presente, como si ofreciese sangre de puerco;…” (Isaías 66:3).

114 Esta terrible sentencia que está escrita y que se cumplirá en todos los que han de ser juzgados, es un juicio de muerte que se realiza sobre la evidencia de la sangre derramada de los millones de animales y seres humanos que han sido inmolados por diferentes razones: Unos para consumo humano, estos constituyen una gran mayoría que pesa como evidencia indiscutible sobre todos los que lo consumieron porque aparece en su genoma por lo que no se pueden defender, y la evidencia los acusa, otros, por diferentes razones; guerras, homicidios, suicidios, venganzas, odio, robos y cientos de otras razones por las cuales los hombres han derramado sangre.

115 Todos los homicidas sin distinción, serán juzgados por la sangre que derramaron. La sangre derramada tiene su contraparte archivada en el registro universal que es el genoma. Cada ADN reclamará la sangre que le pertenece y representa la criatura que murió y que clama por justicia. Sea de ave, de reptil, de bestia o de hombre, la sangre de ese ser clama a Dios por justicia.

116 Muchos de estos homicidas son respetados hombres de estado, líderes cívicos, comerciantes de reputación, industriales distinguidos, políticos, profesores universitarios, jueces, policías, médicos y diputados que serán llamados a juicio por su relación homicida, algunos nunca mataron con sus manos pero lo consumieron como comida y fomentaron que se continuara la matanza y el sacrificio por complicidad perpetua. La ley natural los enjuicia por partida doble: Porque lo consumieron como carne para comer, y porque mataron a sí mismo la capacidad de su cuerpo en volverse saludable, se enfermaron y murieron por la enfermedad que adquirieron de la carne que consumieron.

117 En Génesis 9: Jehová les pide que no consuman la sangre de la carne y ellos no entienden que lo que implica el consejo es que no coman carne con su sangre, cosa que es imposible de separar porque toda la carne es sangre. Sin embargo, Dios vió con sabiduría que si desangraban la carne era menos dañina a la salud y el consejo no se hizo esperar. Por algún tiempo, los hijos de Set y la descendencia de Noé siguieron los consejos divinos, pero la influencia de los hijos de Caín que necesitaban alimentarse de la sangre para sobrevivir en la tierra, dominó la práctica y la costumbre, y al tiempo, casi nadie seguía el consejo de desangrar al animal que consumían.

118 Debido a su naturaleza celestial, los aliados de Satanás no participaban de la sangre ni tenían el don de la procreación. Para ellos, Dios puso el árbol de la ciencia en el Edén por si querían arrepentirse de su rebelión y participan de la tierra recién creada y de sus beneficios. De la misma manera que para los hijos de Dios, el árbol representaba prohibición, peligro de muerte y desobediencia, para los hijos de la rebelión significaba una invitación y esperanza de salvación, perdón divino y redención si se arrepentían y decidían vivir en paz en la tierra. Pero ni unos ni los otros, ni los hijos de Dios ni los hijos de la rebelión pudieron alcanzar la justicia que se ofrecía del árbol de la ciencia del bien y del mal.

119 Para los rebeldes, comer del árbol era para bien, para los hijos de Dios era para mal y por eso Dios les advirtió que ese árbol, para ellos, era de muerte. Finalmente, Dios tuvo que quitar el árbol de su alcance. Satanás quiso cerrar la oportunidad del perdón para sus camaradas y la oportunidad de vivir eternamente que se les ofrecía a los hijos de Dios. Ninguna de las dos opciones del árbol de la ciencia satisfacía sus ambiciones personales.

120 Destruyendo los planes divinos, su rebelión tenía más probabilidades de salir airosa y lograr sus ambiciones personales: Suplantar a Dios física y espiritualmente. Adueñarse del planeta, hacerlo suyo y esclavizar a todos sus habitantes. Habiéndo comandado las huestes rebeldes y habiéndolas llevado a un triunfo parcial, sus ambiciones se hacían cada vez más grandes y atrevidas: Dios no los había destruido, su amor y misericordia aún se extendían a ellos como una alfombra de bienvenida que se alargaba a través de los siglos.

121 El gran malagradecido que por siglos se había mantenido comandando la rebelión no aceptó la invitación de arrepentirse y comer del árbol de la ciencia. Al contrario, sus súbditos que comieron del árbol, que se humanaron y tomaron la naturaleza humana, se dedicaron a propagar la semilla del error, las doctrinas de mentiras, la rebelión física de la tierra, propagando los genes malignos en la sangre de todos los habitantes del planeta tierra. Desde Caín hasta hoy, los genes del mal se multiplican en la sangre de todos los niños que nacen en la tierra. Todos nacen con la genética maldita, todos están destituidos del reino de Dios. Todos han consumido la sangre de animales para alimentar los genes malignos y los resultados no pueden ser peores: violencia, crímenes, traiciones, adulterios, incestos, robos, asaltos, accidentes, desastres, enfermedades de todo tipo y sobre todo eso, la distorsión criminal de la verdad.

122 El mecanismo inversor de toda esa maldad que se ha convertido en el modo habitual de las personas pensar y actuar es muy difícil de activar porque el único antídoto contra esas plagas de maldad es la oración y el ayuno. Usted puede lograr que muchas personas presionadas por circunstancias muy difíciles de enfrentar oren y oren. Pero de orar a ayunar, hay un gran trecho que pasar. Cualquiera puede orar, pero a la hora de la verdad, pocos se atreven a ayunar. O sea, que el único mecanismo curativo que puede ayudar al mundo a cambiar, no es fácil de practicar. La comida condimentada con sabores fuertes y las combinaciones complicadas de alimentos con alto contenido de grasas animales es parte del menú general que todos acostumbran y consumen más de una vez al día. Es casi imposible que genes alimentados con carne y sangre se reproduzcan y proliferen saludablemente. La enfermedad los asecha.

123 Ayunar puede ser la actividad más difícil de emprender por persona alguna en la sociedad moderna. El ayuno cura casi todas las enfermedades conocidas y el cáncer. Pero lo más importante que el ayuno cura es la actividad genética maligna y constante de comer carne. Los que desarrollan diabetes y cáncer tienen los hábitos de alimentación más malos de la sociedad. Son esos los más alejados del ayuno y los mas que lo necesitan. También son los que mayor número de genes malignos cargan en su sangre y por consiguiente, los más propensos a enfermarse.

124 Algunos de esos genes han sido identificados por la ciencia y tienen nombres conocidos para los científicos que hacen las pruebas. Mientras más grande se muestre el nombre del género más frecuentemente es defectivo en ese tipo de cáncer.

125 En la gráfica que se  acompaña podemos ver los diferentes oncogenes que atacan los diferentes órganos y su nombre científico. Estos genes han sido identificados y clasificados en las distintas enfermedades y se han estudiado por separado y en conjunto. Por ejemplo: se han identificado los genes que causan o predisponen a la diabetes tipo 1 y mellitus tipo B, así como los que causan las enfermedades autoinmunitarias y en la reumatología. Cuanto más largo el nombre del gen más peligroso es para la salud.

126 Si usted nunca ha relacionado la existencia de estos genes malignos en la sangre humana es porque existe un divorcio conceptual entre religiosos y científicos, muy difícil de armonizar. La nueva ciencia de la epigenética ha descorrido el velo de confusión entre una ciencia y la otra para dar a conocer importante información que revela el origen de las enfermedades, su causa, la posible cura para cada una de ellas y para todas en general. Aunque la epigenética es la más reciente de las ciencias emergentes, el estudio y la causa se conocen hace miles de años y han estado escritas en la Biblia, en el Corán y en el talmud sin que los religiosos que estudian esos libros sagrados se hayan percatado de su existencia.

127 En Marcos 9:29 Jesús les revela el secreto a los discípulos. Secreto que ha estado guardado hasta que la ciencia de la epigenética lo revelara recientemente y clasifican los diferentes “géneros” que causan las diferentes enfermedades físicas, mentales y espirituales. Lo interesante de todo esto es que Jesús le dice a los discípulos en Mateo 13:35 citando palabras del salmista que se encuentran escritos hace siglos en Salmo 78:2: “Les revelaré cosas que han estado escondidas desde la fundación del mundo”; Los secretos revelados en las parábolas no han sido descubiertas por los religiosos porque para lograrlo, tienen que ayunar y orar. No hay duda que los cristianos oran, pero si la oración y el estudio de los misterios del reino no van acompañados seriamente por el ayuno indicado, los resultados son desastrosos para el creyente que pierde fe y para la iglesia que pierde poder.

128 Haber divorciado la religión de la ciencia es el error científico-religioso más costoso que la humanidad ha creado. Por la falta de conocer las leyes de la naturaleza se han perdido millones de almas que le serán reclamadas a la iglesia, a sus pastores y dirigentes, y otros miles de millones que les serán reclamadas a la ciencia. Gente que ha muerto prematuramente a edades jóvenes y niños que siguen muriendo de cáncer y sufriendo enfermedades crónicas que pueden evitarse, curarse en etapas tempranas y evitarle el terrible sufrimiento de las hospitalizaciones innecesarias, de intervenciones quirúrgicas mutilantes y torturantes, que aunando el conocimiento científico a las recomendaciones Teológicas y sanitarias de las leyes de la naturaleza, producen curaciones tan maravillosas como las que hizo el maestro en su tiempo.

129 Los genes malignos corren en la sangre y según la sangre alimenta órganos y sistemas, estos se van saturando, van perdiendo la capacidad de regenerarse y posteriormente enferman y sucumben. Cuando no se toma en cuenta la alimentación del enfermo, de nada valen drogas y tratamientos que no sean de agravar la condición y ocultar los síntomas. Los genes malignos mutan patológicamente hacia el mal y nunca regeneran. Sacarlos de la circulación requiere de ayuno absoluto y si el enfermo está muy  debilitado, no tendrá la fuerza orgánica necesaria para soportar el ayuno, combatir los genes malignos y regenerar los sistemas afectados.

130 Estamos presentando el concepto más avanzado de medicina que el mundo ha podido recibir en seis mil años y no es nuevo, ha estado ahí por siglos y se ha expresado históricamente de muchas maneras diferentes;

131 ¿Cómo podemos hablar de ciencia si le negamos la autoría al creador de todas las ciencias? ¿Cómo podemos intentar descifrar el secreto de la vida y de la salud ignorando la existencia de su arquitecto y fundador?

132 Ignorando al Creador, el científico se anula a sí mismo y pierde el rastro del descubrimiento. Los pocos descubrimientos importantes que el científico ha logrado son porque el Creador ha creído conveniente darle luz al hombre de forma relativa a su pobre entendimiento y así se han puesto los fundamentos de lo poco que se ha adelantado en ciencias curativas que son el renglón mínimo y escaso de la medicina moderna. La mayoría de las enfermedades son de causa desconocida y no tienen cura para la medicina moderna. Por esa razón de no poder curar la mayoría de las enfermedades que sufre la gente, la misma medicina agoniza en intensivo tratando de sobrevivir sin curar.

133 Cuando estos conceptos son discutidos por estudiantes de las ciencias naturales y se analiza el grado de dificultad que tiene el sistema moderno de medicina para curar enfermedades, las conclusiones son relativas a la preparación previa que haya tenido el estudiante en la Medicina Natural científica que proponemos; Las leyes de la naturaleza en su conjunto simbiótico nos llevan a verdades extraordinarias que sientan las bases de los procesos curativos naturales.

134 Volviendo a la genética maligna que circula en la sangre de todos los miembros de la raza humana, es importante  señalar que la nutrigenómica es la ciencia que estudia las bases moleculares de la interacción entre la dieta y el genoma. Se propone con ello optimizar las recomendaciones dietéticas y mejorar la salud. Las enfermedades cardiovasculares constituyen la primera causa de muertes en el mundo y se prevé que lo sigan siendo, debido al aumento de su prevalencia y al envejecimiento de la población, sumado a los hábitos alimentarios que en su mayoría, son detrimentales a la salud.

135 “Los cambios en la dieta resultan cruciales para explicar el escenario epidemiológico. La alimentación determina también la selección evolutiva de los individuos que poseen las variantes genéticas más apropiadas para sobrevivir en un ambiente apropiado” (Revista Investigación y Ciencia, Nov, 2007 No.374)

136 La nutrigenómica designa la nueva disciplina que estudia esas interacciones entre genes y dieta. Nuestra experiencia investigativa ha ido un poco más allá de la que la nutrigenómica moderna ha explorado dentro del genoma. Hemos ensayado con éxito cómo es que la dieta puede hacer lo que la medicina moderna no ha logrado: Curar y restablecer el balance funcional orgánico en todo tipo de enfermedades crónicas.

137 Según la revista citada: “Los cambios en la dieta resultan cruciales para explicar el escenario epidemiológico”. “La alimentación determina también la selección evolutiva de los individuos que poseen las variantes genéticas más apropiadas para sobrevivir en un entorno determinado”.

138 Nuestro trabajo de medio siglo explorando las diferentes alternativas alimentarias que se pueden aplicar a los diferentes grupos, nos ha permitido seleccionar alternativas curativas que en todos los casos, se hacen comunes a todas las enfermedades existentes y producen resultados extraordinarios.

139 No debemos olvidar ni por un instante, que el organismo humano es un hibrido, resultado de un cruce entre los hijos de Dios y los hijos de los hombres, los hijos de Set y los hijos de Caín. 

140 Esta mezcla de dos razas, una de las cuales no se creó para habitar en la tierra y que para lograr adaptarse tiene que hacer ajustes alimentarios específicos, da a lugar a que con el paso del tiempo y la nutrición vigente en cada época, se produzcan mutaciones genéticas que deterioran la salud humana.

141 El factor determinante es el consumo de carne y sangre de animales diversos. La genética animal que se introduce en el genoma humano logra, con el tiempo y la repetición, que se produzcan cambios genéticos que permean en la naturaleza humana y la hacen susceptible a la degeneración. Por lo tanto, el cuerpo humano queda suceptible a nuevas enfermedades causadas por diferentes factores ambientales, viruses mutantes, bacterias y superbacterias y por cambios en el factor alimentario.

Las Dos Razas

142 Estas dos razas que se crean desde el principio, dan lugar a los 4 tipos de sangre que tenemos hoy, esparcidos y distribuidos separadamente por todo el mundo. Las diferencias en los tipos de sangre responden a los cambios en el genoma, que a consecuencia del consumo de la carne de diferentes tipos de animales, adquieren genes que han sido identificados por la ciencia de la genética como pertenecientes a las diferentes especies no humanas. De esa aberración, se producen genotipos y fenotipos, aglutininas y aglutinógenos que hacen diferencias en la sangre de los seres humanos que fueron originalmente creados con un mismo tipo de sangre.

143 El tema de la sangre toma diferentes matices de importancia teológica que son vitales para entender a plenitud los procesos de redención y salvación que tanta relevancia tienen para el creyente que quiere crecer espiritualmente y que a veces se le hace muy difícil estudiar en las iglesias donde el más antiguo miembro asiste a la misma clase que el último y más nuevo que llegó, y eso no le permite avanzar en grados y crecer intelectualmente en la teología.

144 Los procesos salvíficos de sangre, junto a los rituales del santuario del desierto, hablan elocuentemente en la simbología que representan, del único medio de perdón de pecados en base al derramamiento de sangre. Si volvemos al texto de Romanos 3:23 que nos asevera que “sin derramamiento de sangre no hay remisión de pecados”, y aceptamos esa declaración, solo pensando en que es un símbolo de la sangre del Cordero que moriría en la cruz por la redención total de la raza humana, nos quedamos cortos en la apreciación del verdadero sentido y significado de ese sacrificio, y perdemos la verdadera razón por la cual es de sangre y no de agua o de fuego; Elementos que representan en conjunto, la purificación de la víctima desde que entra al santuario. La tierra también es purificada de acuerdo a estos tres elementos de purificación; agua, sangre y fuego.

145 La primera purificación o bautismo de la tierra, cuando la “maldad de los hombres era mucha en la tierra” es a raíz del diluvio. La purificación de la tierra con agua es el símbolo del lavacro o fuente de los espejos donde se lavan las partes del sacrificio que para el nuevo testamento se convierte en el bautismo con agua. A raíz del diluvio, Dios pacta con el hombre que no volverá a destruir la tierra con agua.

146 La Segunda purificación es con sangre cuando Cristo muere y derrama su sangre como el Cordero de Dios que “quita el pecado del mundo”, la muerte del cordero elimina el sistema de sacrificios y muerte de animales dándole fin a esa etapa que se llevaba a cabo en el atrio, fuera del tabernáculo.

147 La tercera y final purificación de la tierra con fuego se producirá cuando al fin de los tiempos y después de la venida del Señor, descienda fuego del cielo sobre los impíos y sobre la tierra y todo sea destruido para dar paso a una “tierra nueva y un cielo nuevo:. Estos tres elementos de purificación son representativos de cada una de las dispensaciones:  Agua, sangre y fuego.

148 En el santuario del desierto están prefiguradas todas estas etapas de la purificación de la tierra así como la nueva versión de la pascua que Cristo introduce en el aposento alto cuando celebra la cena con los discípulos. La cena está prefigurada en el santuario del desierto en la mesa de los panes de la proposición y la venida del Espíritu Santo en el candelero que estaba al frente de ésta a la izquierda del primer aposento o recinto santo del santuario bajo techo. “Bajo techo” significa que en esta etapa de la historia la tierra está bajo la protección y cubierta especial del Espíritu Santo que entra en funciones tan pronto Cristo asciende al Padre. La repartición de dones como lenguas de fuego marca en la historia sagrada, la era del espíritu Santo que culmina con el fuego purificador final. En el santuario del desierto, Dios le ofreció al hombre toda la información simbólica que prefiguraba con detalles, cada uno de los acontecimientos que le ocurrirían a la iglesia a través de los tiempos y los que señalaban cada uno de los pasos del sumo sacerdote en el santuario celeste que nos indican con eventos visibles, donde se encuentra la ministración de Cristo en cada etapa.

149 Los que siguen al Cordero en su ministración y conocen los símbolos del santuario terrenal que son las señales del camino, sabrán siempre donde se encuentra el sumo sacerdote  en su paso al lugar santísimo. “Las ovejas conocen la voz de su pastor” y si somos estudiosos, sabremos cuando es el tiempo y conoceremos el camino a seguir.

150 Como podemos comprender, la biblia está llena de ilustraciones simbólicas, parábolas, historias y sucesos que parecen narrativas específicas de la época y de la vida de las gentes y que realmente son la “sombra de lo que ha de venir”.

151 Aunque el santuario del desierto tuvo su importancia para los israelitas que peregrinaban hacia la tierra prometida, contiene también un significado profético de los tiempos venideros de los cuales ha pasado, está pasando y falta por pasar en el futuro cercano. Tomando en cuenta que nosotros los creyentes somos israelitas que estamos también peregrinando hacia la tierra prometida y que cada uno de los eventos que le ocurrieron a ellos en el camino, nos ocurrirán también a nosotros, no podemos menos que analizar cada uno de los pasos del pueblo de Israel por el desierto para vernos nosotros y entender nuestro destino en ese andar por el mundo. “Cosas que sólo son sombra de lo que ha de venir” (Colosenses 2:17) Así como la sombra nos acompaña siempre que hay luz, cuando estudiamos la historia de los eventos por los cuales pasó el pueblo de Israel, estamos ante un sistema de símbolos que marcan secuencialmente nuestro paso y destino hacia la tierra prometida. La misma luz que ilumina el sendero, crea la sombra que a su vez, se constituye en la evidencia de la existencia misma de un plan original.

152 Yahvé nos colocó los símbolos en el camino para que no perdamos el rumbo de nuestro peregrinaje. Si nos acostumbramos a buscar las marcas del camino, veremos las huellas de quienes lo pasaron antes que nosotros.

153 El sistema de símbolos se nos presenta en la historia, en las experiencias, en los sucesos, en los relatos épicos, en las parábolas, en los rituales, en las celebraciones festivas alegóricas, en elementos intrínsecos de cada ritual y en la vida misma de los personajes que la componen. Todo tiene que ver con todo y nada ocurre ni se narra sin que represente un evento por venir. Por esa razón, debemos aprender a descubrir el mensaje oculto en los símbolos y en las señales del camino.

154 Desde el mismo principio podemos advertir que cada experiencia tiene su propia explicación en el texto mismo de las escrituras. Por ejemplo: cuando estudiamos la parábola de la cizaña, vemos que muy temprano en la historia, un enemigo vino en la noche y sembró la mala semilla en la finca del Señor. Podemos interpretar esta parábola de muchas maneras, pero si nos remontamos a su aplicación más antigua o remota, veremos que ilustra y aclara cómo fue que el enemigo sembró la mala semilla en el cielo antes de la creación de la tierra.  De la misma manera, sembró la mala semilla en el vientre de Eva muy temprano en la historia, y la razón por la cual, Dios permite que esa semilla mala crezca y se propague hasta la siega. “Por sus frutos le conoceréis” (Mateo 7:16) Podemos advertir que el enemigo que la sembró es el diablo (Mateo 13:39) el campo es el mundo, la siega es el fin del mundo y los segadores son los ángeles. Jesús mismo interpreta la parábola para sus discípulos y les da las 7 palabras claves para su interpretación y entendimiento.

155 De la misma manera, la historia de Jacob y Esaú nos ilustra detalles importantes del nacimiento y de los eventos relativos a Eva, Caín y Abel. “Dos naciones hay en tu vientre, dos pueblos están en lucha desde antes de nacer. Uno será más fuerte que el otro, y el mayor servirá al menor” (Génesis 25:23). Un poco más adelante en la historia, Dios crea la aclaración que necesitamos conocer de lo que ocurrió en el Edén que los historiadores no quisieron exponer y lo dejaron oculto para evitar la crudeza del evento y sus implicaciones legales y morales para la humanidad.

156 La sombra se encuentra con la realidad un poco más adelante en la historia en el relato de otro suceso histórico. Allí se revela la verdad de lo ocurrido. En este caso, la parábola ofrece la evidencia que confirma el suceso. Si los historiadores y los compiladores se hubieran dado cuenta de la importancia trascendental de la historia de Jacob y Esaú en el vientre de su madre, no tendríamos la aclaración de lo que ocurrió en el Edén con Eva y su embarazo heteropaternal. “Dos naciones hay en tu vientre, dos pueblos están en lucha desde antes de nacer”. ¿Quieren ustedes una explicación más clara de lo no revelado en el texto original? Jacob y Esaú representan la lucha original entre los hijos de Dios y los hijos de los hombres.

157 La genética de Jacob y la genética de Esaú eran dos genéticas diferentes luchando en un mismo vientre. La lucha entre Cristo y Satanás terminó igual  que la de Caín y Abel cuando uno mató al otro. Hasta la muerte de Cristo, Satanás pensó que había vencido y se proclamó rey de este mundo.

158 Todo el simbolismo original señalaba hacia su cumplimiento eventual. “La sangre de tu hermano Abel clama a mí desde la tierra” Vemos aquí cómo los problemas de sangre se resuelven con sangre” y sin derramamiento de sangre no hay remisión de pecados” No ha habido gente en la historia del mundo que haya derramado más sangre que la descendencia de Caín. Sin embargo, a la hora de adorar y traer un presente a Dios, quien trajo el cordero sacrificado fue Abel, y Caín, quiso obligar a Dios a aceptar lo que a él le pareció un plato de viandas de lo mejor de la tierra, pero no era eso lo que la ley de vida requería. Dios no se podía agradar de la ofrenda de Caín porque éste estaba instituyendo  un ritual personal que no era compatible con el plan de Dios. Por lo tanto, no se podía agradar Dios de las intenciones de Caín ni de su ofrenda.

159 La sangre de Cristo que significa redención y vida eterna para los pecadores que aspiran salvación, es condenación y muerte para Satanás. Es el mismo mecanismo que operaba en el árbol de la ciencia del bien y del mal pero a la inversa: En el Edén, era de muerte para Adán y Eva así como de oportunidad de vida para Satanás y sus huestes, si lo deseaban y aceptaban la invitación de Dios en su plenitud.

160 La Biblia es un libro de sabiduría divina que contiene, al igual que el árbol de la vida, la oportunidad de vida eterna para los que pueden alimentarse del mensaje que Jehová dispone en la mesa del banquete celestial.i podemos descubrir el mensaje oculto; la gran verdad escondida en los símbolos, obtendremos una comprensión más clara y completa del plan de salvación que Dios dispuso para todas sus criaturas incluyendo a los rebeldes que se amotinaron contra Dios que recibieron la invitación de amor a través del árbol de la ciencia que les daba la oportunidad de unirse a la nueva creación, recibir el perdón y vivir en paz.

161 La razón de Dios en ocultar las verdades eternas en símbolos es para preservar su pureza y para que los enemigos no las entiendan y pretendan salvarse. Aun así, muchos dirán aquel día: “Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros? Y entonces les declararé: Nunca os conocí; apartaos de mí, hacedores de maldad”. (Mateo 7: 22-23) “No todo el que me dice Señor, Señor entrará en el reino de los cielos, sino sólo el que hace la voluntad de mi Padre que está en el cielo. (Verso 31) El unico rebelde que entiende el verdadero significado de las parábolas es Satanás y por entenderlas, no le permite a sus instrumentos entenderlas. ¿Qué quiere decir eso?

162 En Mateo 13:13 y en Marcos 4:12 se registra la declaración de Jesús en donde asevera que les habla en parábolas para que los que no están aptos para salvación no entiendan. Es claro que en ese grupo de supuestos creyentes hay muchos que Jesús no quiere salvar por razones que él conoce. Tampoco quiere sanarlos de sus enfermedades… Y ha cerrado sus ojos y su entendimiento para que no se conviertan y les sean perdonados sus pecados y se vea obligado a  sanarlos.

163 La exégesis que he estudiado de las parábolas por diferentes teólogos y eruditos bíblicos no me satisface después que pude descubrir la verdadera intención de Jesús de ocultar los “tesoros escondidos desde la fundación del mundo” (Mateo 13) a los que aunque aparentan ser sus ministros consagrados, aunque se hayan graduado de famosas escuelas de teología, no se han graduado de la escuela del Señor.

164 ¿Cómo podemos identificar quien es un verdadero discípulo de los que no lo son? ¿No dice el apóstol “No queriendo que nadie se pierda, sino que todos procedan al arrepentimiento”? ¿Cómo podemos atemperar una declaración a la otra? (2 de Pedro 3:9)

165 El misterio de la salvación se muestra muy claramente en la parábola del sembrador y su interpretación es una maravillosa obra de exégesis divina hecha por el propio Maestro, y por su naturaleza simple, no ha podido ser adulterada en su esencia básica.

166 El hombre ve lo que está delante de sus ojos más el Señor ve lo que está en el corazón (1 Samuel 16:7)

167 A raíz de la expulsión de Caín del seno de su “familia” con la que se había criado y de los ámbitos edénicos que había disfrutado, se fue lejos de la presencia divina y se juntó con los ángeles caídos que se humanaron al comer del árbol de la ciencia. Por ser hijo del comandante de la rebelión, fue bien recibido y mejor tratado. Su convicción le hacía sentir temor de que fuera asesinado por venganza de la muerte de su hermano Abel porque así lo disponía el sencillo código legal que Dios le impuso. No obstante, Dios le concedió a Caín libertad bajo condiciones y el aceptó las mismas y acató las consecuencias. Pero en presencia de los amigos de su padre, se sintió seguro y acogido. Dios, a esa generación les llamó los “hijos de los hombres” a diferencia de los hijos de Adán que fueron siempre “los hijos de Dios”.

168 Esos son los aludidos por Jesús que “teniendo ojos no ven y teniendo oídos no oyen ni entienden las particularidades del evangelio ni del reino. Algunos tomaron la vocación de apóstoles, otros se hicieron ministros y sacerdotes, pero su genética los delata y por sus frutos serán conocidos.

169 En la medida y proporción que se encuentren los genes malignos en la sangre de los hombres y mujeres, en esa misma cantidad se produce la ceguera y la sordera espiritual que no les permite ver y oír los secretos del reino.

170 Unos tienen más y otros menos, pero en la sangre de todos está la mala semilla, la cizaña que el enemigo sembró y que todos los hijos de los hombres cargan en su genoma. Cristo no fue la excepción pues se hizo carne y tomó la naturaleza humana, sujeto a las inclinaciones humanas y a las debilidades de la carne debido a que por los nueve meses que estuvo en el vientre de María, por sus venas corrió sangre humana con la porción de genes que le tocó aceptar de su progenitora adoptiva. Por esa relación de sangre Jesús se denominó a sí mismo como el Hijo del Hombre y por esa misma razón tuvo que hacer la depuración máxima de 40 días de ayuno antes de enfrentarse a su enemigo Satanás. De esa manera, su dieta vegetariana y el ayuno absoluto de preparación le permitieron salir airoso de la contienda.

171 Aun habiendo depurado su sangre de los genes malignos, al morir tuvo que derramar hasta la última gota de su sangre humana en la cruz, y así depurar su cuerpo para la transformación gloriosa que le permitió vencer la muerte. “Sorbida es la muerte con victoria”. “Cuando esto corruptible se haya vestido de incorrupción, y esto mortal se haya vestido de inmortalidad, entonces se cumplirá la palabra que está escrita: Devorada o sorbida ha sido la muerte en victoria”. (1ra de Corintios 15:54)

172 ¿Cómo sabemos que esos genes se pueden eliminar de nuestra sangre? Las mismas palabras de Jesús a sus discípulos lo aseguran categóricamente: “Ese género no sale si no es con oración y ayuno” (Mateo 17:21)

173 Muchos creen que los demonios nos persiguen tentándonos a cada rato y poniéndonos tropiezos en el camino. Pero después de la resurrección de Cristo, Satanás cayó como un rayo (Lucas 10:18) de su posición y tanto el cómo sus legiones perdieron la gran batalla.  De ahí en adelante, somos tentados de nuestra propia concupiscencia, según nuestras propias pasiones y la cantidad de genes malignos en nuestra sangre que nos inducen a pecar. (Santiago 1: 13-18). Esos supuestos demonios entran a nuestra sangre en la genética que heredamos de la cultura de comer carne y sangre de animales y se alimentan de ésta todo el tiempo. Por esa razón, a la gente se le hace dificil dejar de comer la carne y la sangre de los animales muertos.

174 La oración y el ayuno son los elementos depuradores del género maligno que produce todo tipo de inclinaciones al mal. La abstinencia de carne y sangre los debilita y mueren en cuarenta días o menos. Sin embargo, por la experiencia adquirida y la recomendación bíblica es preferible que el cristiano que desee hacer una preparación optima en su vida para mantenerse en victoria contra el pecado, se mantenga vegetariano o vegano para que cuando lo necesite pueda ayunar con éxito. Debemos leer la historia de Daniel cuando enfrentó pruebas muy difíciles y situaciones extraordinarias en las que sobrevivió gracias a su fidelidad al Dios del cielo y a sus hábitos alimentarios y de vida.

175 La alimentación sencilla a base de frutas y vegetales es un tipo de ayuno que facilita entrar en la fase del ayuno absoluto con agua. Es un paso que nos permite acostumbrar nuestro cuerpo a los rigores del ayuno más serio y comprometido.

176 El ayuno absoluto es altamente curativo y beneficia las dos fases: la salud física y la salud mental y emocional. Pero en el caso de la salud espiritual cuando se hace con oración, es el máximo esfuerzo que el ser humano puede hacer para purificar su espíritu y depurar su sangre de los genes malignos.

177 En la biblia corren dos mensajes que de forma paralela narran la historia del hombre desde sus comienzos, marcan la trayectoria del pueblo de Dios y la vida de Jesús y los apóstoles. Se encuentran sabios consejos, las leyes morales, civiles y otras, que por su naturaleza, nos ayudan a vivir de una forma más ordenada y civilizada.

178 Pero a través de todo el texto bíblico hemos descubierto un mensaje poderoso, efectivo y muy definido que aparece oculto en símbolos, historias, parábolas, alegorías, imágenes y sombras que en su contenido, ilustran verdades ocultas que han estado fuera del alcance de los enemigos para evitar la fermentación y translocación de verdades eternas que no se pueden arriesgar a que sean mezcladas con errores. Por eso, Jesús les hablaba en parábolas y sin parábolas no les hablaba.

179 Uno de estos ejemplos alegóricos se encuentran de forma ingenua en Gálatas 4:24; Veamos ese texto: “Esto contiene una alegoría, pues estas mujeres son los dos pactos; el uno ciertamente del monte Sinaí, el cual engendró para servidumbre, que es Agar… (25:). Porque Agar es el monte Sinaí en Arabia y corresponde a la Jerusalén actual, la cual sirve con sus hijos, (26:) más la Jerusalén de arriba, libre es; la cual es la madre de todos nosotros.

180 La historia de Sara y Agar es convertida en una alegoría que anticipa y ratifica la naturaleza de los dos pactos en base a la sierva y a la libre. En Mateo 13:13 Jesús explica la razón para hablarles en parábolas y en los versos 34 y 35 resume el apóstol; (34:). “Todo esto habló Jesús en parábolas a las gentes, y sin parábolas no les hablaba. (35:). Para que se cumpliere lo que fue dicho por el profeta; (Salmo 78:2) que dijo: En parábolas abriré mi boca; Revelaré cosas escondidas desde la fundación del mundo”.

181 ¿Qué cosas son esas que han estado escondidas desde la fundación del mundo? ¿Por qué la iglesia cristiana que lleva el apellido de Cristo no ha proclamado al mundo esas verdades? ¿Será que aún está en servidumbre de esclavitud y no se ha liberado?

182 es un tema que prueba a quién lo estudia y lo obliga a tomar una posición que puede ser incomoda o conflictiva: ¿Lo acepta o lo rechaza una vez más?

183 Rechazar o aceptar depende de cómo nuestros genes reaccionen a la idea que llega a la mente y eso hace que toda la sangre que corre por nuestras venas acepte o rechace de acuerdo a la reacción que esos genes tengan de la información recibida.

184 Por esa razón Jesús dijo: “Más bienaventurados vuestros ojos, porque ven; y vuestros oídos, lo que oyen. Porque de cierto os digo, que muchos profetas y justos desearon ver lo que veis, y no lo vieron: y oír lo que oís, y no lo oyeron”.

185 Fue un gran privilegio para los discípulos de Jesús escuchar las palabras de su boca sentados a su lado. Ellos no comprendieron la plenitud del mensaje ni del mensajero que tenían ante sí. En Él se cumplían todas las escrituras y las profecías de todos los profetas. Pero aun había más y por eso les dijo que en las parábolas les revelaría cosas que estaban escondidas desde la fundación del mundo.

186 En otra ocasión Jesús le dijo a los discípulos: “De cierto, de cierto os digo: El que en mi cree, las obras que yo hago también él las hará; y mayores que estas hará; “porque yo voy al Padre”. (Juan 14:12)- “Cosas más grandes que estas harán” ¿Más grandes que las que Cristo hizo? No he visto ninguna más grande que las que hizo Jesús en su ministerio. La iglesia ha perdido poder y en la medida que ha perdido poder, la gente ha perdido la fe en la iglesia y en sus ministros y sacerdotes.

De vuelta al Edén

187 Volviendo al tema del Edén, donde se cumple la profecía que está dentro de la parábola del sembrador, es importante señalar que cada parábola puede tener aplicaciones pasadas, presentes y futuras así como su interpretación puede ser histórica, alegórica, simbólica o profética.

188 La parábola del sembrador puede llevarnos tan remotamente como a mil años antes de la fundación del mundo. Mil años antes de la creación de la tierra, un enemigo sembró la cizaña en el campo de Dios.

Mateo 13:24

189 Satanás inició la rebelión en el cielo y Dios no lo destruyó para no afectar a los inocentes que fueron engañados. Tan pronto es creada la nueva tierra, Jehová Dios les da la oportunidad de arrepentirse y participar de la nueva creación. Aquí se define la parábola del trigo y la cizaña en su más remota y antigua aplicación.

190 Tan pronto está terminado el proceso creador y Dios deja al hombre solo en la tierra, la labor de Satanás reinicia su obra de maldad y entra en el proceso de sembrar la mala semilla en la mente de Eva. Tan pronto lo logra y ella prueba la fruta embriagadora, queda bajo la voluntad de Satanás que de inmediato siembra la mala semilla en su vientre y así el enemigo pone su simiente en el campo de Dios, y comienza a gestarse el misterio de la iniquidad desde el principio.

191 Nuevamente tengo que aludir al caso de Jacob y Esaú porque  en esta historia real se prefigura la condición de Eva con dos naciones en su vientre. Uso el término prefigurar porque el Génesis se escribe posteriormente a los sucesos que ocurren y cronológicamente nos informan en el relato histórico lo que ocurrió en el Edén con Eva. “Dos naciones en tu vientre”. La lucha entre Jacob y Esaú es símbolo de la lucha entre Cristo y Satanás. Ambos compartieron el mismo vientre en los personajes de Caín y Abel. Los detalles de la muerte de Abel no concuerdan con el caso de Jacob que sobrevive porque representa a Cristo y el propósito ilustrativo es para que podamos ver cómo estas dos criaturas tan diferentes pudieron compartir un mismo vientre a la vez.

192 Me veo obligado a repasar una y otra vez los eventos discutidos anteriormente porque necesitamos analizarlos en los diferentes contextos en que se dan  en el relato bíblico para que veamos cómo la ilustración simbólica o alegórica se convierte en información histórica y viceversa: La data histórica se reviste de simbolismo:

193 El único libro que conozco que tiene esa capacidad de mostrar los eventos históricos convertidos en símbolos y las parábolas en profecías es la Biblia. Podemos decir, que si los eruditos y doctores en literatura pudieran accesar estos mensajes privilegiados de los “entendidos”, la biblia tendría que tener una clasificación única como obra literaria por encima de las obras maestras de la literatura universal. Sin embargo, estos mensajes están escondidos o no son revelados a los “no entendidos” “Solo los entendidos, entenderán”.

194 Pero la sabiduría divina se muestra a los ojos de los entendidos con gran claridad y para el que ayuna y ora por luz, recibe la iluminación necesaria para entender “los grandes secretos del reino, escondidos desde la fundación del mundo” (Mateo 13:35). Son estos secretos los que nos abren un libro nuevo en la vieja y conocida versión de la Biblia. Esta se llena de un color vivo y de una luz brillante que nos acompañará en la revelación de todo lo que estuvo oculto a la vista común y que necesitamos saber para darnos cuenta que la mala semilla sembrada en el principio crecerá junto al mensaje verdadero hasta el tiempo de la siega cuando se revelará su verdadera personalidad y carácter en el fruto de sus obras. “Por sus obras las conoceréis”

195 Las dos razas; los hijos de Dios y los hijos de los hombres coexistirán hasta la siega y tenemos que tener mucho cuidado cuando nos asociamos con los hijos de los hombres en nuestras actividades sociales, comerciales, espirituales y y familiares porque corremos el peligro de ser influenciados por la obra o misterio de iniquidad que opera desde el principio y que ahora más que nunca, ha logrado entrar a la sangre de todas las criaturas de la tierra y amenaza con dominar al mundo.

196 En esta obra, las iglesias han sido cómplices del enemigo y han luchado, como Jacob, con el ángel, pidiéndole la bendición del malo creyendo que era el bueno. Si hubiese sido el ángel de Jehová no hubiera descoyuntado su muslo atrasando el cumplimiento de la misión de Jacob. (Génesis 32) En realidad, Jacob luchó con dos ángeles diferentes: Uno de jehová y otro de Dios.  Ante ambos, venció.

La Salud en el Estudio de la Teología

197 La teología de la mujer en los últimos años ha sido motivo de enfoque muy particular debido a que se han iniciado movimientos dentro del ámbito religioso cristiano para darle a la mujer, las mismas prerrogativas que tienen los hombres. Ya en los colegios de teología se está incluyendo este tema nuevo de la teología de la mujer.

198 Aunque tenemos nuestra posición muy clara y definida con relación a este asunto; Ese no es mi tema aquí. Les quiero disertar sobre la teología de la salud, un tema tabú dentro del ámbito religioso, que despierta gran irritación de parte de muchos, a pesar de que las iglesias se han relacionado mucho al asunto de la salud, se ora por los enfermos y muchas denominaciones tienen dentro de sus posiciones misioneras, hospitales, clínicas especializadas y centros de tratamiento.

199 Si observamos con cuidado, veremos que los católicos tienen hospitales, los presbiterianos tienen hospitales, los menonitas tienen hospitales y los adventistas tienen hospitales, los bautistas tienen hospitales… y es curioso, ninguno de ellos tiene una teología de la salud; ninguno ha establecido un criterio claro en cuanto a lo que enseñan las sagradas escrituras de salud y lo que practican en sus hospitales. Por esa razón, la mayor parte de la gente no ha establecido un criterio al respecto, aún cuando usted sean cristianos bonafide.

200 Quiero ser lo más justo posible en mi exposición, de tal manera, que nadie se sienta ofendido o lastimado por mis palabras, pero amigos, desde el Génesis hasta el Apocalipsis encontramos un tema alusivo a la salud que amerita estudiarse, y como yo sé que a usted en su iglesia no se le habla del mismo, voy a tomar esa iniciativa porque sé que es tan importante la salud, como cualquier otro tema de salvación… a propósito déjeme señalarle que la palabra salud y salvación en los idiomas bíblicos son una misma palabra, por lo tanto, cada vez que mencionamos la palabra salvación podemos estar diciendo salud y cada vez que decimos salud, podemos estar aludiendo a salvación.

201 Cuando estudié teología en el seminario, tuve que hacer varios ensayos sobre la teología de la mujer y de ahí fue que deduje, que además de la “mujer en la biblia”, se puede estudiar el tema de “la salud en la biblia” y como la salud era mi especialidad, pude establecer el paralelismo entre salud y salvación que hoy, de forma sencilla , voy a presentarles introductoriamente, pues el tema es tan profundo y científico, que como les acabo de decir, se puede establecer toda una teología sobre el mismo, y de eso vamos a estudiar en este ensayo,  porque es amplio en su escencia, y viene al caso señalar que Jesús hizo mas labor de curar  enfermos que de predicar.

202 Primeramente, vamos a ir al mismo comienzo; justo a la creación y vemos que Dios, habiendo creado al hombre y a la mujer, les asignó su alimento en Génesis 1:29 veamos:

203 “Yo les doy todas las plantas que producen semilla sobre la tierra, y todos los árboles que dan frutos con semilla: ellos les servirán de alimento”.

204 Tan temprano como en el primer capítulo de la biblia encontramos esta asignación tan importante para la raza humana de quien hizo toda la creación y al hombre mismo a su imagen y semejanza. Ese gran neurofisiólogo, endocrinólogo, cardiólogo, hematólogo y gran artesano que tan solo del polvo de la tierra realizó una obra de tan gran perfección como lo es el cuerpo humano, templó y afinó cada cuerda nerviosa, cada músculo y cada célula de en su lugar. El mismo que dividió el soporte óseo en mas de 200 piezas diferentes; que acomodó en el espacio tan reducido del cerebro, miles de millas de conexiones eléctricas… ¡Si no sabría de nutrición para recomendarle al hombre el alimento indicado para mantener saludable esa perfecta maquinaria obra maestra de artesanía universal…!

205 En este capítulo primero, y en el verso 29 está la clave de la salud y de la felicidad, pero también estába la llave de su hogar y de la vida eterna. Si obedecían ese mandato o ese consejo divino, vivirían en el paraíso eternamente jóvenes y saludables. Podemos convertir ese consejo en el único o primer mandato o mandamiento que Dios les da para preservarlos y librarlos de muchos problemas, de muchas enfermedades y del dominio del maligno que los asechaba para destruírlos porque era un enemigo común de Dios y de ellos.

206 Noten que toda la problemática de la tentación y del pecado original que vemos en el Génesis, surge de un asunto tan sencillo como de comer o no comer. Todo se circunscribió a eso: A comer de lo que Dios les indicó que comieran… y a no comer de lo que su Creador les indicó que no comieran… Luego que vemos el costo de la desobediencia, nos percatamos de la importancia que tenía obedecer ese simple mandamiento.

207 ¿No creen ustedes que lo que el Creador ha hecho es importante para todos?… Pues déjenme decirles que estaba muy claramente establecido y Dios se los hizo saber: que el día que de él comiesen, morirían, por lo que estaban debidamente advertidos y en conocimiento de las consecuencias. Después que comieron, todo cambió para ellos, y aunque no murieron instantáneamente, comenzaron a sentir en sus cuerpos el gradual deterioro de sus funciones; y a medida que pasaron los años, envejecieron y murieron sin remedio.

208 No voy a entrar aquí en los detalles de cómo fueron tentados y como cedieron a la tentación, eso lo discutimos en otro escrito, pero quiero dejar aclarado que desde ese desgraciado incidente en el que perdieron su residencia en el paraíso, perdieron una pensión alimenticia de por vida, la relación personal con su Creador… y perdieron una salud perfecta y eterna… las cosas no les fueron tan bien y el impacto físico y psicológico que recibieron fue tan grande que Dios tuvo que venir en su ayuda, pues a raíz de haber pecado, se enfermaron, se alejaron y se escondieron en cuevas a donde Dios tuvo que ir a atenderlos por la intoxicación que sufrieron con la fruta prohibida, y déjenme aclararles, que los que usan la biblia como instrumento de fe creen y asi enseñan que fue una manzana envenenada, como en el cuento de la bruja y de la princesa… Pero no fue una manzana, fueron uvas, y a través de todo el texto bíblico, correctamente estudiado en su contexto, veremos como las uvas se convirtieron  en asunto de controversias, de problemas y prohibiciones sacerdotales, de abstención a los nazarenos y de símbolo de la sangre en la nueva pascua donde se toma el nuevo vino.

209 Eso lo estudiaremos más adelante en la simbología del santuario, pero es bueno señalar que en su primer milagro, Jesús convirtió agua en vino bueno, el vino que en vez de embriagar, desembriaga y dijo de sí mismo: “Yo soy la vid verdadera”. Las uvas tienen un significado muy importante en toda la teología del antiguo y del nuevo testamento por su inminente papel en el principio, cuando sirvió de carnada a Satanás para engañar a nuestros primeros padres y destruir su manto de santidad.

210 Ese día en que comieron de la fruta prohibida tenían una cita con su Creador para seguir estudiando los secretos de la naturaleza y de la creación. Era el día de descanso, el día de  honrar al Creador que los visitaba y los honraba también  a ellos con su presencia. Pero muy temprano, Eva salió a pasear por el Edén y sin pensar en las consecuencias, llegó al árbol prohibido, y estando allí, oyó una voz que le habló y que puso en duda la orden del Creador. El diálogo que se estableció y que lo podemos ver de su narración original en Génesis; capitulo 3. Este capítulo narra algunos de los incidentes que siguieron a la caída y desobediencia al mandado que el Creador les dió.

211 El dialogo es interesante y cubre algunos detalles de la conversación de la mujer con su interlocutor y los eventos de ese capítulo terminan echando Dios a ambos del Edén y cerrándolo a su retorno. Tan solo por comer de una fruta perdieron la amistad personal con su Creador, la residencia en el paraíso edénico y la pensión alimenticia de los frutos perfectos.

212 En el capítulo 4 se nos narra lo que aconteció después de ese terrible incidente con el Creador. Luego que se relaciona con Eva le nacen dos hijos, pero el primero, Caín, no se pareció ni a Adán ni a Eva y cuando se cuestionó la diferencia en el parecido, Adán lo adjudicó a la volundad de Dios. Luego nació Abel que se parecía a ellos y Adán lo aceptó como hijo suyo. ¿Pero a quién se parecía Caín que Adán no lo reconoció y Dios no se complació con su ofrenda?

213 Parece que aquí ocurrió algo con la mujer mucho más allá de comer uvas, pues después de ese incidente, Adán estuvo separado de Eva por 130 años. No es hasta el capítulo 5 verso 3 que se indica que Adán vuelve con Eva y engendra a su tercer hijo Set, de parecido idéntico a él. Sin embargo, en el capítulo 4 se enumera la descendencia de Caín en el exilio, ¿con quién se casó Caín  que tuvo una familia numerosa de inmediato? Mas adelante discutiremos otros aspectos en detalle de esta increible historia.

214 Este asunto es muy importante y parece que falta información para completar este cuadro sin tener que hacer conjeturas ni darle alas a la imaginación. Se trata de una importante información que no aparece registrada en el Génesis y que cada religión y cada ministro o sacerdote explica a su manera. Por otro lado, los teólogos no quieren admitir que no han querido ponerse de acuerdo en un tema tan trascendental que aclara tantos aspectos vitales del evangelio. Pero de la misma biblia y de los manuscritos hallados que la sostienen, surge la información que falta y que le da sentido al texto de Génesis. En el capítulo 6 se resume de manera muy corta la historia de las dos familias: Los Hijos de Dios y los Hijos de los hombres (Gen 6: 2 y 4).

215 La información del capítulo 6 confirma la existencia de estas dos familias que se entremezclaron y que tuvieron hijos en común. ¿De dónde salieron?

216 Todo el que ha estudiado el Génesis se da cuenta que falta una información clave y muy importante para que se entienda la historia de la humanidad.

217 Para entender este asunto y encontrar la información que falta debemos de estudiar detenidamente todo el texto bíblico para atar los cabos adecuadamente. Tenemos que volver al Edén y abundar un poco más sobre un tercer personaje llamado “Serpiente” que le habló a Eva y la incitó a comer del árbol prohibido. En el Génesis se le llama serpiente y en Apocalipsis 12:9 y 20:2 se le llama, además de serpiente, diablo y satanás. Por lo tanto, sabemos que ese personaje perverso no pertenece a la creación de la nueva tierra porque no aparece como parte del proceso creativo sino que es un intruso que por alguna razón se presenta y toma parte del drama terrenal desde sus comienzos. Este personaje venía de las regiones celestes y en Apocalipsis 12:7 se relata la historia del mismo y su trayectoria engañadora.

218 Este diablo o satanás fue expulsado del cielo de Dios junto a miles de ángeles que se le unieron para retar a Dios y destruir su obra. Parece una historia de ciencia ficción pero es un hecho real que cambió totalmente la historia de la creación. Este “dragón” o serpiente antigua que se llama diablo y Satanás tenía planes perversos y comenzó a desarrollarlos muy temprano en la historia.

219 La evidencia recopilada a través de textos antiguos y del mismo relato bíblico indica que este personaje no solo indujo a Eva a comer del fruto prohibido, sino que logró que muchos de sus seguidores comieran también y tomaran la naturaleza humana para hacer su obra personal en la creación de Dios y pervertirla. Estos son los personajes de la tierra que aparecen habitando en la tierra de Nod, al oriente del Edén. (Apoc 4:16) Entre ellos, Caín era bienvenido por ser uno de ellos y allí, entre ellos, se sintió acogido y seguro pues todos ellos eran parte de un plan perverso para desfigurar la creación y desprestigiar a Dios por haberlos arrojado del lugar en que habitaban. Estos seres no tenían la capacidad de procrear pero la desarrollaron al comer del árbol de la ciencia del bien y del mal que tenía ambos extremos en un mismo fruto. Este fenómeno se explica en el capitulo anterior y tiene información adicional que lo aclara.

 220 Cuando usted mezcla el bien con el mal el resultado es igual que cuando incluye una pequeña mentira en una gran verdad: toda la verdad se convierte en mentira. Así la mezcla del bien y del mal tiene como resultado disfrazar el mal pero eso no lo hace bueno…

221 El resultado de la conversación de este personaje con Eva fue de gran éxito para Satanás y de gran pérdida para Eva. Aunque ella se defendió y argumentó muy inteligentemente las razones que había aprendido, finalmente, fue vencida y aceptó probar de la fruta.

222 El misterio de este árbol no se ha discutido adecuadamente en la teología cristiana, por lo que surgen muchas versiones e interrogantes al respecto; por ejemplo: ¿Por qué Dios puso ese árbol en el huerto? ¿qué propósito tenía al hacerlo?  ¿Es responsable dejar un arma tan peligrosa al alcance de niños pequeños?

223 Ellos era adultos pero virtualmente acababan de nacer y no habían tenido la oportunidad de crecer. ¿No era una prueba muy dificil para su edad que técnicamente no habían cumplido su primer año de edad?

224 Es importante entender que Dios tenía una razón muy importante para poner ese árbol en medio del huerto.  Una muy justa decisión de su parte para todos los seres creados del universo. Se trataba de una amorosa y muy cordial invitación a todos los rebeldes que fueron expulsados con Satanás a arrepentirse y a pertenecer en igualdad de condiciones al nuevo orden de la nueva creación. Para lograr la igualdad, el arbol de la ciencia del bien y del mal servía de medio para humanar a los rebeldes y compartir la tierra y  todos los beneficios y prerrogativas  que estaban disponibles para todos los habitantes de la tierra que tendrían entre otros privilegios, el don de la procreación.

225 El mismo mecanísmo pero a la inversa, funcionaba para los seres creados a imagen y semejanza divina en la tierra. Ellos no necesitaban comer de ese fruto porque habían sido creados con todos esos privilegios y atributos. Eran perfectos para el propósito que fueron creados. Si fallaban y comían del fruto del árbol, todo el plan divino se echaba a perder y moririan eventualmente.

226 Comer de la fruta prohibida provocó el desastre más grande de la historia de la humanidad y le causó al mundo un serio problema de sobrevivencia, de credibilidad, de legalidad y de moral. Eva todavía no había tenido relación reproductiva con Adán y antes de hacerlo, cae en la trampa mortal de Satanás, y de esa experiencia queda embarazada. Sin saber lo que ocurre en su vientre, Adán la toma por esposa y vuelve a quedar embarazada.

227 No es extraño, los embarazos heteropaternales son comunes en mujeres muy sanas y fuertes que durante su período de fertilidad, tienen relaciones con más de un hombre. Caín nació primero porque fue concebido primero, por lo tanto, fue primogénito para los fines de herencia. De esa manera, el hijo de Satanás heredaba la tierra por derecho. No obstante, a Adán no le pareció bien que su primogénito no se parecía a éllos y Abel si era muy parecido. Por esa razón, explicó la diferencia adjudicándole el fenómeno a la voluntad de Dios; (Génesis 4:1) por no tener en ese momento otra explicación.

228 No obstante, cuando se percató del engaño se separó de Eva y estuvo sin tener relaciones con ella por 130 años. (Génesis 5:3) El enojo, el dolor y la molestia que la infidelidad de Eva le causaron, perduraron por 130 años y durante todo ese tiempo, la descendencia de Caín se multiplicó grandemente a diferencia de la descendencia de Adán que no fue fructuosa hasta que Dios interviene, convence a Adán de volver con Eva y de esa relación nace el tercer hijo de ambos que viene a ser el primogénito. Cuando nace Set, resulta muy parecido a su padre Adán y éste lo reconoce como legítimo hijo suyo. Luego de haber nacido Set, engendraron hijos e hijas.(Génesis 5:4)

229 ¿Estaremos insinuando que Eva le fue infiel a su marido?  En cierto modo es así. Es lo primero que viene a la mente ante circunstancias semejantes. Pero no necesariamente fue así. Satanás era el querubín que guardaba la ley y conocía las consecuencias de hacer algo que fuera abiertamente en contra de la misma. Conocía también el plan de Dios para la creación de la tierra y sus detalles más íntimos. Sabía del plan de redención que estaba previsto para el caso en que los humanos terrestres fallaran. Conocían los secretos de la ciencia y por esa razón se sentía tan seguro de lo que estaba haciendo. Nadie más que el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo sabían de los detalles del plan de redención, pero como guarda del arca de la ley, se había enterado de cada detalle y conocía la ciencia y las leyes de la ciencia que Dios activaría en caso de emergencia.

230 Sabía cómo el Espíritu Santo iba a depositar el semen divino en el vientre de María Virgen la Madre de Jesús, con la genética divina. Con la prepotencia de creerse igual a Dios quiso hacer algo similar y lo logró cuando Eva, embriagada por el vino de la uva prohibida que era un somnífero fuerte, se aturdió, la fertilizó con el semen de la rebelión para crear a Caín en el vientre de Eva. Satanás se adelantó cuatro mil años al milagro del Mesías y comenzó muy temprano en la historia del mundo, a preparar su ejército, a multiplicar su simiente y a propagar sus genes de rebelión en las primeras generaciones a fin de que todos participaran de la genética satánica y así contrarrestar el plan de salvación que iba a preservar la imagen de Dios y su genética en su pueblo escogido. De la misma manera que todos los habitantes de la tierra tendrían derecho a participar de la naturaleza divina por sangre, así los seguidores de Satanás y las generaciones de la tierra participarían de la naturaleza de la rebelión por sangre.

231 Es por esa razón que la sangre toma un significado tan grande en el proceso de purificación del pecado. Por esa razón, el fruto de la vid es el símbolo de la tentación, y de la caída que originó todo el desastre que ha azotado al planeta tierra por siglos.

232 El hijo de la rebelión nació del mismo vientre que nació el hijo de la promesa. Después de 130 años de perplejidad y del dolor fruto de lo que Adán consideró la traición de su esposa, el símbolo de la infidelidad, se dio cuenta que ella no lo traicionó solo a él sino a Dios que le había advertido del peligro inminente. Sintió el peso de la culpa al consentir él en comer también y percibió, después de todos esos años, que si hubieran estado juntos, tal vez no hubiera ocurrido ese desastre.

233 Para evitar la contaminación cruzada de la sangre de los hijos de Adán por Set, Dios les instruyó a no juntarse con los hijos de Caín ni de su descendencia.

234 Hemos tenido que rehacer toda esta historia de nuevo para validar las razones, por las cuales, de un solo tipo de sangre que Dios creó en el principio; hoy, tenemos cuatro tipos con 48 genotipos y fenotipos y un sinfín de variaciones que se siguen produciendo como consecuencia de las mezclas de diferentes razas.

235 Otro importante detalle que no se puede omitir y que surge del mismo hecho, es de naturaleza genética y por esa razón, Dios le advirtió a los hijos de Adán que no se juntaran con las hijas de los hombres. Para evitar que los genes de la rebelión se transmitieran a todas las generaciones. Pero Satanás no podía ceder la ventaja que tomó en el principio cuando tenía a mucha de su gente reproduciéndose por los primeros 130 años en que Adán no produjo simiente. Durante esa etapa, los descendientes de Caín se multiplicaron rápidamente y se ubicaron de acuerdo a sus características físicas en diferentes regiones del mundo. De ahí surgen las diferentes que conocemos del color de la piel, de los ojos y de otras características particulares de las razones orientales, occidentales y africanas.

236 La diferencia en la sangre del tipo O negativo con las otras, es la señal original que identifica la sangre menos contaminada y que aún permanece pura. No obstante, a pesar de que los judíos y otros pueblos trataron de no cruzarse con otras razas y sangres, hoy, la genética de Dios y la genética de Caín se ha propagado a todos, y todos participan de la naturaleza satánica así como participan de la presencia divina.

237 Unos tienen más genes buenos que malos, otros tienen igualdad de genes y otros tienen más malos que buenos. Los genes malos necesitan de los buenos para sobrevivir porque son genes de rebelión que incitan al crimen y al suicidio. Son como la mentira que necesita de la verdad para sobrevivir. Una mentira no sobrevive ni es creída si no tiene una verdad que le sirva de sostén.

239 Así se forman los parásitos en el cuerpo. Un parásito no puede vivir en un cuerpo muerto porque se desintegra. Los parásitos necesitan comer constantemente para sostenerse y así también los genes del maligno necesitan de alimento para sobrevivir. Los genes de Satanás mueren con el ayuno, y para ayunar hay que orar sin cesar.

240 En la experiencia de Jesús y los discípulos con el joven endemoniado lunático de Mateo 17:14 los discípulos no pudieron echar fuera de aquel hombre los demonios porque los genes malignos lo dominaban alocadamente de tantos que habían en su sangre y en su cerebro. Resignados pero no derrotados, decidieron llevar al desquiciado endemoniado donde Jesús que lo sanó de inmediato. Cuando se hubieron ido, los discípulos le preguntaron a Jesús por qué ellos no habían podido sanarle, Jesús les contestó : “Porque ese género  no sale sino con oración y ayuno”. Tanto el sanador como el enfermo necesitan una preparación para enfrentarse a este tipo de situaciones porque de lo contrario, puede ser muy peligroso enfrentarse a los genes endemoniados habiendo comido, pues los demonios necesitan comer constantemente y pueden pasar del endemoniado hambriento al sanador abastecido.

241 Jesús solía ayunar en preparación para su importante misterio de sanación y de redención. En la fase física, tuvo que enfrentarse cara a cara a Satanás quien por tres veces lo retó y en las tres ocasiones Jesús lo venció con la palabra de sabiduría. De ahí el refrán que dice que a la tercera se da la vencida. Satanás quedó muy mal en esa derrota y por eso aceleró el proceso de matar a Jesús induciendo a los romanos que poseían genes suyos y despertando en ellos la insidia contra el Mesías. Jesús sabía que su archienemigo no se daría por vencido y aceptó morir para darle la derrota más grande al vencer a la muerte en su cara.

242 Esta información no la comparten los ministros y sacerdotes que comen carne y no ayunan, pues el ayuno le da fuerza a la oración por sabiduría y la oración por sabiduría le fortalece la fuerza al ayuno. Ambas, oración y ayuno depuran la sangre de los genes de rebelión que pueden haber en nuestro cuerpo.

243 Los genes satánicos no resisten el ayuno y mueren. En el caso del endemoniado gadareno de Marcos los demonios no sólo reconocieron a Jesús, sino que le pidieron por su vida y prefirieron entrar a una manada de puercos que pacían allí cerca y los puercos se desquiciaron al extremo que cayeron por un despeñadero al mar y se ahogaron.

Continuará…. Explicación Teológica: la estaremos incluyendo en la parte II  del Origen del Mal.

                  

2 comentarios sobre “El Origen del Mal – Parte I

  1. Saludos Dr.! Buen espacio para compartir conocimientos.
    Sobre el origen del mal que describes, es asi, ahí está la problemática viva hoy. Las descendencias de sangre de Cain, elohim, annunakis, gigantes de la historia reinan y controlan el poder y mal de esta tierra todavía.
    Através de la aristocracia, reyes y modelos políticos. Ellos han manipulado todo, incluyendo la alimentación y la cura natural. Las personas debieran despertar a estas realidades y hacer la diferencia. Éxito.

    Me gusta

  2. Agradecido de poder dar lectura a su escrito. Comencé a escucharle hace más de 20 años y he acogido parte de sus recomendaciones. La lectura es profunda y, aunque extensa, ayuda a entender algunas cosas. Es provechoso poder refrescar todas estas normas del libro de Levítico y su explicación sobre la situación de la mujer…Le pregunto, si la mujer ya dejó de tener menstruación de forma natural en su edad madura, puede entonces oficiar Servicio en su Iglesia?

    De otra parte, el hombre no se queda atrás en su inmundicia… y de esto ninguno se libra. Levítico capítulo 15 nos recuerda aquello del flujo de semen… Las poluciones nocturnas que todos hemos tenido son, a mi simple entender, una forma de eliminar impurezas ya que ocurren de forma involuntaria, el cuerpo solito lo saca. La palabra polución ó “pollution” en inglés, es sinónimo de contaminación (un ejemplo típico en inglés es “air pollution”). Esto nos ocurre mayormente en etapa reproductiva. No es algo mensual como en la mujer. Hay un concepto en la filosofía hindú donde indica que se necesita un litro de sangre para generar una gota de semen. Por lo tanto le pregunto, este flujo de semen involuntario, ¿equivale en limpieza al flujo menstrual de la mujer? A mi edad de 52 años es algo que ya nunca me ocurre, gracias a Dios!!

    Reciba múltiples bendiciones!

    Carlos Montero

    cmontero.pe@gmail.com

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: